Solzhenitsyn

“Los dirigentes bolcheviques que tomaron Rusia no eran rusos, ellos odiaban a los rusos y a los cristianos. Impulsados por el odio étnico torturaron y mataron a millones de rusos, sin pizca de remordimiento… El bolchevismo ha comprometido la mayor masacre humana de todos los tiempos. El hecho de que la mayor parte del mundo ignore o sea indiferente a este enorme crimen es prueba de que el dominio del mundo está en manos de sus autores“. Solzhenitsyn

Izquierda-Derecha

El espectro político Izquierda-Derecha es nuestra creación. En realidad, refleja cuidadosamente nuestra minuciosa polarización artificial de la sociedad, dividida en cuestiones menores que impiden que se perciba nuestro poder - (La Tecnocracia oculta del Poder)

jueves, 26 de febrero de 2015

Gilad Atzmon: la religión del holocausto


Gilad Atzmon es un saxofonista de jazz, activista político, escritor y novelista nacido en Israel, de nacionalidad británica. En 1994 emigró al Reino Unido para realizar en la Universidad de Essex, una maestría en Filosofia y adquirió la nacionalidad britanica en 2002. Es un gran crítico del gobierno de Israel, lo cual manifiesta en sus escritos contra el sionismo, el judaísmo y la ocupación del territorio palestino. Ofrecemos hoy nuestra traducción de parte del capítulo 18 (pp. 203 y ss.) de su libro The Wandering Who? A Study of Jewish Identity Politics (Ed. Zero Books. Winchester, UK; Washington, USA, 2011) sobre la “religión del holocausto”. Un texto muy interesante.
Yeshayahu Leibowitz, el filósofo que fue un judío
ortodoxo y observante, me dijo una vez:
“La religión judía murió hace dos cientos años.
Ahora no hay nada que unifique a los judíos del mundo que no sea el holocausto”
Remember What? Remember How? Uri Avnery
19.3.05 (90)
El profesor Yeshayahu Leibowitz, de la Universidad Hebrea, un filósofo nacido en Letonia, fue probablemente el primero en sugerir que el holocausto se había convertido en la nueva religión judía. El filósofo israelita Adi Ophir ha señalado (91) también que, lejos de ser simplemente un relato histórico, “el holocausto” contiene numerosos elementos religiosos fundamentales. Tiene sus sacerdotes (por ejemplo Simon Wiesenthal, Elie Wiesel, Deborah Lipstadt) y profetas (Shimon Peres, Benjamín Netanyahu, que son los que advierten contra un judeocidio iraní por venir). Tiene mandamientos y dogmas (por ejemplo “nunca más”) y rituales (días del recuerdo, peregrinaciones a Auschwitz, etc.). Posee un orden simbólico-esotérico establecido (por ejemplo, los kapos, las cámaras de gas, chimeneas, cenizas, zapatos, los campos de prisioneros, la figura del Musselmann (91bis), etc.). También tiene un templo, Yad Vashem, y santuarios (los museos del holocausto) en las capitales del mundo. La religión del holocausto también está sostenida por una red global de recursos financieros, lo que Norman Finkelstein llama “la industria del holocausto”, e instituciones como el Holocaust Education Trust. Esta nueva religión posee suficiente coherencia como para definir a sus “anticristos” (negadores del holocausto) y tiene suficiente poder como perseguirlos (a través de las leyes que prohíben la negación del holocausto y los discursos de odio).

Me tomó muchos años comprender que el holocausto, la creencia central de la fe judía contemporánea, no era un relato histórico, porque las narraciones históricas no tienen necesidad de la protección de la ley y de los políticos. En cierto instante del tiempo, un capítulo horrendo de la historia de la humanidad recibió un estatuto excepcional, meta-histórico. Su “facticidad” ha sido sellada por leyes draconianas y sus razonamientos asegurados por instituciones sociales y políticas.

La religión del holocausto es judeo-céntrica hasta el tuétano. Define la raison d’être judía. Para los judíos sionistas, significa su cansancio total de la diáspora y considerar al goy como un asesino potencial e irracional. Esta nueva religión judía predica la venganza. Podría ser la más siniestra religión conocida por el hombre, porque en nombre del sufrimiento judío, otorga licencia para matar, arrasar, aniquilar, emprender ataques nucleares, saquear, realizar limpiezas étnicas. Ha hecho de la venganza un valor occidental aceptable.

Los críticos de la noción de “religión del holocausto” han sugerido que, si bien la veneración del holocausto tiene muchas características de una religión organizada, no ha establecido una divinidad exterior para adorar. No podría estar menos de acuerdo: la religión del holocausto encarna la esencia de la visión demo-liberal del mundo. Ofrece una nueva forma de culto, haciendo del amor de sí mismo una creencia dogmática, en la cual el fiel observante se adora a sí mismo. En la nueva religión, en vez del viejo “Yahvé”, “el judío” es el sujeto a quien los judíos adoran: un valiente e ingenioso sobreviviente del genocidio supremo, que emergió de las cenizas y dio un paso adelante para un nuevo comienzo.

En cierta medida, la religión del holocausto es la señal última del abandono del monoteísmo por parte de los judíos, porque cada judío o judía es potencialmente un dios o una diosa. Abe Foxman es el dios de la anti-difamación, Alan Greenspan es el dios de la “buena economía”, Milton Friedman es el dios del “libre mercado”, Lord Goldsmith el dios del “fuego verde”, Lord Levy el dios de la recaudación de fondos, Paul Wolfowitz el dios del “intervencionismo moral” norteamericano. La AIPAC (el American–Israel Public Affairs Committee) es el Olimpo americano donde los mortales, elegidos en los Estados Unidos, van a pedir misericordia, perdón por ser Goyim y un poquito de dinero. La religión del holocausto es el momento concluyente, final, de la dialéctica judía; es el fin de la historia judía, porque ella es la más profunda y la más sincera forma de “amor a sí mismos”. Más que llamar a un Dios abstracto para designar a los judíos como el pueblo elegido, en la religión del holocausto los judíos eliminan a este mediador divino y simplemente se eligen a ellos mismos. La política de identidad judía trasciende la noción de historia: Dios es el maestro de ceremonias. El nuevo dios judío, esto es “el judío”, no puede ser sometido a la ocurrencia de ninguna contingencia humana. Así, la religión del holocausto está protegida por las leyes, mientras que todas demás narrativas históricas se debaten abiertamente por parte de los historiadores, los intelectuales y la gente ordinaria. El holocausto se establece como una verdad eterna que trasciende el discurso crítico.

Apenas unos pocos intelectuales judíos en Israel, y en el extranjero, aceptan la observación de Leibowitz. Entre ellos, encontramos a Marc Ellis, un prominente teólogo judío, con una mirada reveladora sobre la dialéctica de la nueva religión: “La teología del holocausto”, dice Ellis, “produce tres temas que existen en una tensión dialéctica: sufrimiento y empoderamiento, inocencia y redención, singularidad y normalización”(92). Si bien la religión del holocausto no ha reemplazado al judaísmo, le ha dado a la “judeidad” un nuevo significado. Proporciona una narrativa judía moderna, situando al sujeto judío dentro de un proyecto judío. El “sufriente” y el “inocente” marchan hacia la “redención” y el “empoderamiento”. Dios está fuera de este juego, ha sido expulsado, habiendo fallado en su misión histórica. Después de todo, no estuvo ahí para salvar a los judíos. En la nueva religión “el judío”, como nuevo dios judío, se redime a sí mismo. Los judíos adeptos a la religión del holocausto idealizan la condición de su existencia. Luego erigen una estructura para una futura lucha por el reconocimiento. Las siguientes tres “'iglesias” de la religión del holocausto asignan a los judíos un importante papel, con algunas implicancias globales: para los seguidores sionistas de la nueva religión, las implicaciones parecen relativamente duraderas. Ellos están ahí para arrastrar fatigosamente a la totalidad de los judíos del mundo hacia Sión, a expensas de un pueblo palestino indigente.
Para los marxistas judíos, el proyecto es ligeramente más complicado. Para ellos, la redención implica la construcción de un nuevo orden mundial, a saber, un paraíso socialista, un mundo dominado por políticos dogmáticos de la clase trabajadora, en el que judíos pasan a ser no más que una minoría entre muchas.
Para los judíos humanistas, los judíos deberían situarse en la vanguardia de la lucha contra el racismo, la opresión y el mal en general. (Aunque esto último suena prometedor, de hecho es problemático. En nuestro actual orden mundial, Israel y los EE.UU., están entre los principales opresores. Esperar que los judíos estén en la vanguardia de la lucha humanista los ubica en una pelea contra sus hermanos y la superpotencia que los apoya).

Como podemos ver, el holocausto funciona como una interfaz ideológica. Ofrece a sus seguidores un logos. En el nivel de lo consciente, sugiere una visión puramente analítica del pasado y del presente; sin embargo, no se detiene allí: también define la lucha por venir, la visión de un futuro judío. No obstante, como consecuencia de ello, se llena el inconsciente del sujeto judío con la mayor ansiedad: la destrucción del yo.

Huelga decir que un cuerpo de ideas que estimula la conciencia (ideología) y dirige el inconsciente (espíritu) es una muy buena receta para una religión exitosa. Esta unión estructural de la ideología y el espíritu es fundamental para la tradición judaica. El vínculo entre la claridad jurídica de la Halajá (ley religiosa, es decir, la ideología) y la naturaleza misteriosa de Jehová, así como las enseñanzas de la Cábala (es decir, el espíritu) hace del judaísmo una totalidad, un universo en sí mismo. El bolchevismo -movimiento de masas, más que teoría política- se basa en la misma estructura, en este caso, la lucidez de un materialismo pseudo-científico junto con el temor al apetito capitalista. La ideología neoconservadora también está en conformidad con la misma estructura fundamental, bloqueando al sujeto en un abismo entre la supuesta lucidez forense de las “armas de destrucción masiva” y el miedo inexpresable al “terror por venir”.

Este vínculo entre el consciente y el inconsciente trae a la mente la noción lacaniana de lo "real", o lo que no puede ser simbolizado (es decir, expresado en palabras). Lo real es lo inexpresable, es inaccesible. En palabras de Zizek, “lo real es imposible”, "lo real es el trauma". Sin embargo, este trauma da forma al orden simbólico y constituye nuestra realidad. La religión del holocausto encuadra muy bien en el modelo lacaniano. Su núcleo espiritual está arraigado profundamente en el dominio de lo inexpresable. Su predicación nos enseña a ver una amenaza en todo. Sin embargo, la narrativa principal -el trauma- es sagrada. Está protegida, es intocable, muy parecida al sueño. Usted puede recordar su sueño pero no puede cambiarlo. Curiosamente, la religión del Holocausto se extiende mucho más allá del discurso intra-judío. De hecho, funciona como una misión, y no sólo porque sus templos se construyen a lo largo y ancho del mundo, sino porque el holocausto se considera como un posible pretexto para bombardear con armas nucleares a Irán. Los líderes israelíes y los grupos de presión judíos de todo el mundo, parecen interpretar el proyecto de energía nuclear de Irán como un judeocidio en marcha. Claramente, la religión del holocausto sirve tanto a la derecha como a la izquierda dentro del discurso político judío, pero también hace un llamamiento a los goyim y, sobre todo, a los que instigan y avalan los asesinatos en nombre de la “libertad”, la “democracia” y el “intervencionismo moral”.

Hasta cierto punto, todos estamos sometidos a esta religión: algunos de nosotros, como creyentes; otros, sólo están sometidos a su poder. Aquellos que tratan de revisar la historia del holocausto son sujetos de abusos de parte del alto clero de esta religión. La religión del holocausto constituye lo “real” de Occidente. No se nos permite tocarlo, ni estamos autorizados a mirar dentro. De modo muy semejante al de los antiguos israelitas, que debían obedecer a su Dios pero nunca cuestionarlo, estamos marchando hacia el vacío.
Los académicos que estudian el holocausto como una religión (en términos de teología, ideología e historicidad) se dedican principalmente a las formulaciones estructurales: sus significados, la retórica y la interpretación histórica. Algunos buscan la dialéctica teológica (Marc Ellis), otros a formular los mandamientos (Adi Ofir); algunos indagan sobre su evolución histórica, otros exponen su infraestructura financiera (Norman Finkelstein).

La mayoría está comprometida con una lista de hechos que sucedieron entre 1933 y 1945; sin embargo ninguno de los estudiosos de la religión del holocausto han empleado algún esfuerzo en el estudio del papel del holocausto en el largo plazo del continuum judío. De aquí en adelante voy a sostener que la religión del holocausto estaba bien establecida desde mucho tiempo antes de la solución final (1942), mucho antes de la Kristallnacht (1938), las leyes de Nuremberg (1936) e incluso antes del nacimiento de Hitler (1889). La religión del holocausto es probablemente tan antigua como los judíos mismos.

____________________
90. http://www.gushshalom.org/archives/article348.html
91. http://www.tikkun.org/article.php/20090617074540771
91. bis. N. de T.: término del argot de los campos de concentración que designa al prisionero que deja de luchar por su vida.
92. 30. Ellis, Marc H., Beyond Innocence and Redemption: Confronting The Holocaust and Israeli Power : Creating a Moral Future for the Jewish People , San Francisco, Harper & Row, 1990, p. ???
____________________

lunes, 23 de febrero de 2015

Raymond Rife: la cura del cáncer censurada

La iglesia de la ‘ciencialogía’ que acabó con Royal Raymond Rife



Royal Raymond Rife (1888-1971) es el curioso nombre de quien fue un eminente científico norteamericano que tuvo la mala fortuna de nacer en el país del tito Sam. Y digo mala fortuna, porque de ser un reputado y brillante investigador pasó a ser convertido en un “charlatán”, como quien dice, de la noche a la mañana. Rife no fue un chamán, ni un nigromante, ni un milagrero, sino un hombre de ciencia cien por cien, que fue víctima de los intereses, la codicia y la rapiña de un grupo de personajes ávidos de poder y dinero, algo que (para mal) siempre ha sido una de las marcas de la casa del país usano. Rife, a pesar de sus detractores oficiales (de antes y de ahora), jamás tuvo nada que ver con las pseudociencias, ni con inventos extravagantes, ni con curas “milagrosas”, sino que se trató de un científico cabal, de una honestidad fuera de toda discusión.

La prueba de esto último es que Raymond Rife recibió 14 grandes premios y diversos honores, además de un doctorado honoris causa por la prestigiosa Universidad de Heidelberg (Alemania), en reconocimiento a su trabajo (residió en Alemania como investigador de la mundialmente reconocida empresa de instrumentos ópticos Carl Zeiss). Trabajó con los mejores médicos y científicos del momento e incluso tuvo el apoyo financiero para realizar sus trabajos por parte de mecenas privados millonarios como Henry Timkin. Pero esto tan sólo fue un espejismo temporal para Rife quien, a la luz de sus descubrimientos en el campo de enfermedades como el cáncer, fue vilipendiado, ridiculizado, atacado y su obra destruida. Por increíble que parezca, la trama criminal de intereses médico-farmacéuticos norteamericanos se encargó de que el genio de Rife pasara a mejor vida.

Después de especializarse en Microbiología por la prestigiosa Universidad John Hopkins de Baltimore, la capacidad inventiva de Rife hizo que desarrollase tecnología para varios campos científicos como la óptica, electrónica, radioquímica, bioquímica, balística o en el terreno de la aviación. Pero sin duda la aportación más genial de Rife a la ciencia fue la invención de un Microscopio Universal que permitía observar organismos vivos, como los virus, al contrario que los aparatos que había vigentes hasta aquel momento que sólo podían “escrutar” bacterias y otros parásitos. Su inherente versatilidad autodidacta y dominio de diferentes disciplinas científicas le permitió a Rife ampliar su formación médica y desarrollar inventos tales como un microscopio de heterodinación ultravioleta, otro para micro-disecciones y un micromanipulador. El microscopio estrella de Rife fue sin duda el que diseñó y terminó en 1920 para la observación de virus, un hito, entonces, de proporciones universales. El grado de complejidad del microscopio de Rife era tal que estaba compuesto de casi 6.000 piezas diferentes, con capacidad para aumentar objetos hasta 60.000 veces.

¿Pero qué es lo que arruinó la meteórica carrera de Rife? ¿Qué ocurrió para que un genio de la talla de Rife cayese en desgracia para el “establishment” académico-científico e, indirectamente, para la mafia política gobernante de EEUU? Veamos, primero, en qué consistieron los logros o hitos científicos del genial Raymond Rife. Siguiendo a Jeff Rense:
Rife identificó minuciosamente la señal espectroscópica individual de cada microorganismo usando un dispositivo espectroscópico de hendidura, también de su invención. Luego, giró lentamente los prismas de cuarzo del bloque para enfocar la luz en una sola longitud de onda sobre el microorganismo que estaba examinando. Esta longitud de onda fue seleccionada porque resonó con la frecuencia de la firma espectroscópica del microbio, basada en el hecho de que cada molécula propia oscilaba a una frecuencia diferente.
Los átomos que se unen para formar una molécula se mantienen unidos en esa configuración molecular con un enlace de energía covalente ya que ambos emiten y absorben su propia frecuencia electromagnética específica. No hay dos especies de moléculas que tengan las mismas oscilaciones electromagnéticas o señales energéticas.
El resultado de utilizar una longitud de onda resonante es que los microorganismos que son invisibles a la luz blanca de repente se hacen visibles en un brillante destello de luz. Más del 75% de los organismos que Rife podía ver con su microscopio universal eran accesibles solamente con luz ultravioleta. La luz ultravioleta está fuera del rango de la visión humana, es “invisible” para nosotros. 
El Microscopio Universal de Rife

Pero la brillantez de Rife le permitió superar esta limitación mediante la heterodinación, una técnica mediante la cual iluminó el microbio (generalmente un virus o una bacteria) con dos longitudes de onda diferentes dentro de un rango de igual frecuencia de la luz ultravioleta, las cuales resonaron con la señal espectral del microbio. Estos dos longitudes de onda produjeron interferencias con las que se fusionaron, ocasionando una tercera onda que se hizo visible en el espectro electromagnético. Así fue como Rife consiguió que microbios invisibles fueran visibles sin matarlos.
En definitiva, Rife, consiguió aplicar este último descubrimiento a la parte clínica de su experimento, empezando a probar la transformación de células normales en tumorales para lo que realizó varios miles de intentos fallidos, hasta que consiguió irradiar el virus en animales de laboratorio, previamente “tumorizados” (del orden de 400), a los que logró, con éxito, curar el cáncer utilizando la resonancia a través de su espectroscopio. Al incrementar la intensidad de la frecuencia aplicada a los microbios, Rife aumentó sus oscilaciones naturales hasta que distorsionaron y desintegraron las tensiones estructurales de aquéllos. Rife llamó a esta frecuencia «tipo oscilatorio mortal” o “MOR”, y lo hizo sin dañar los tejidos circundantes sanos del virus atacado. Un verdadero y magistral hallazgo.

Con el éxito a la vista, en 1934 la Universidad del Sur de California, convocó a una comisión médica especial para confirmar el descubrimiento de Raymond Rife. Desde el Hospital del Condado de Pasadena llevaron al laboratorio de Rife a 16 pacientes diagnosticados con cáncer en fase terminal. El equipo de médicos estaba allí para observar a los pacientes durante el tratamiento. Después de 90 días de terapia la Comisión confirmó que 14 de los 16 pacientes estaban completamente curados. Otros dos pacientes continuaron el tratamiento después de 4 semanas y se declararon libres de cáncer. La Comisión Médica confirmó que la terapia de Rife fue 100% exitosa. Parecía que el prodigio de Rife iba a convertirse en el mayor descubrimiento del siglo o quien sabe si del milenio…tanto fue así que incluso antes de los espectaculares resultados del experimento con humanos es conocido Rife fue agasajado por la comunidad médica más respetada y selecta de EEUU. Un total de 44 prestigiosos médicos de todo el país celebró, un tanto pomposamente, el “fin de todas las enfermedades”, con una celebración en honor a Raymond Rife en la finca que poseía el doctor Milbank Johnson, en Pasadena (California), hecho que tuvo lugar en el año 1931.

Pero el gozo de Rife se fue irremediablemente al pozo de la ignominia de forma y manera abrupta, tan sólo unos pocos años después. Estaba cantado que cualquier amenaza a la organización mafiosa médica oficial norteamericana proponiendo una cura del cáncer (y otras enfermedades) suponía una afrenta para todo aquello que no fuese generar beneficio y usura para la industria de la enfermedad (entonces dominada por la pujante cirugía), en particular, con el gran negocio de los fármacos. Rápidamente, en 1934, apareció en escena un personaje siniestro: Morris Fishbein, el capo de la AMA (Asociación americana de Medicina, también conocida, por sus críticos más feroces, como American Murder Association, o Asociación Americana del Asesinato) quien estuvo a su mando durante veinticinco años. Fishbein, era el prototipo de mafioso (al estilo de Larry Silverstein –el que se llevó el pelotazo de la demolición controlada de las Torres gemelas- o Sheldon Adelson, el Padrino de los casinos) que trabajó activamente para el complejo médico-farmacéutico y, cómo no, para llenarse los bolsillos en tiempo récord. Como dicen en “Rense” Fishbein estudió originalmente para ser un payaso, pero al darse cuenta de que podía ganar más dinero como médico, ingresó en la Facultad de Medicina donde fracasó en especialidades como Anatomía. Nunca trató a un paciente en su vida. Cabe recordar que bajo el mandato de Fishbein en la AMA, Phillip Morris, la multinacional del tabaco estadounidense, lanzó una agresiva campaña publicitaria para promocionar sus cigarrillos nada menos que declarando sus propiedades como saludables, hecho que la hizo ser rápidamente la mayor vendedora de cigarrillos de Estados Unidos. Las páginas de JAMA (la revista oficial del clan médico estadounidense) estaba, en aquella época, llena de anuncios de cigarrillos.
El banquete de los traidores (1931). Homenaje de la comunidad médica de EEUU a Raymond Rife por sus descubrimientos sobre el cáncer

En 1939, la mayoría de médicos que honraron, ocho años atrás, a Rife con un banquete en su honor, desconocieron (repentinamente) al brillante investigador y su trabajo. Morris Fishbein, el mismo año, sobornó a Phillip Hoyland,co-investigador con Rife en el Beam Ray Machine (el dispositivo para inducir frecuencias sobre virus) para que presentara una demanda contra Rife y así hacerse con la tecnología o patente de éste último. El litigio afectó a Rife más de la cuenta, aunque lo ganó. Pero Fishbein, un gángster ávido de dinero y poder, quería el todo o la nada. Y, cómo no, obtuvo el trofeo deseado: decidió destruir la reputación y el material de Rife prohibiendo a los médicos, en su calidad de jefe máximo de la AMA, el uso del aparato de Rife y confiscando incluso los equipos del investigador tan laureado antaño. El influyente doctor Milbank Johnson, uno de los defensores de Rife, logró sortear las trabas del mafioso Fishbein pero falleció, repentina y sospechosamente, en 1944 (muy probablemente envenenado) y con él también “volaron” documentos de los ensayos clínicos de Rife que estaban en poder de la Universidad del Sur de California, donde Johnson ejercía como profesor.

La cadena de sabotajes y acoso terrorista hacia Rife fue en aumento. Si antes, durante los artificiales litigios con el gángster Fishbein, se produjo un robo gradual de componentes de equipos, fotografías, películas, registros y escritos del laboratorio de Rife (sin que el culpable, vaya por dios, fuese nunca atrapado), después su material fue, como decimos, confiscado y su Microscopio universal, la joya de Rife, en un acto de barbarie sin límites, fue destrozado por “desconocidos”. Más tarde, sus laboratorios en Nueva Jersey (Beam Ray Corp.) fueron destruidos intencionadamente mediante un incendio cuando se iban a hacer públicos los hallazgos de Rife, mientras que los médicos que estaban de su lado fueron acosados hasta el punto de dejar algunos la profesión, mientras que otros se suicidaron y la mujer de alguno tuvo que ser ingresada en un hospital para tratar una crisis psicológica aguda.

Otros colaboradores de Rife fueron untados con pasta gansa para dar cerrojazo por la puerta de atrás a sus logros. Como Arthur Kendall, quien trabajó con Rife sobre el virus del cáncer. Kendall recibió más de un cuarto de millón de dólares (en los años treinta era una cantidad desorbitada), mientras que George Dock, otro asistente de Rife, también fue comprado a precio de oro para liquidar cualquier vestigio donde apareciera la obra de Rife. Huelga decir que las revistas médicas norteamericanas negaron la posibilidad de publicar cualquier artículo que tuviera que ver con la terapia aplicada por el creador del microscopio universal.
El mafioso Morris Fishbein, presidente de la AMA (Asociación Americana de Medicina), artífice de la destrucción de la carrera de Rife
El círculo de hierro se cerró en torno al caso Rife y las aguas volvieron a su cauce, con la Farmafia y la corporación médica americana dueñas y poseedoras de los tratamientos convencionales para tratar enfermedades, esos que (para bien y demasiado para mal) les han proporcionado siempre, a ambos, suculentas plusvalías. De este modo Raymond Rife vio como su trabajo se iba completamente por la borda gracias a la campaña de descrédito y linchamiento personal, además de destrucción literal de su trabajo, que una asociación mafiosa de médicos, encabezada por el sátrapa Fishbein, ejecutó contra su persona. La única compañía de Rife en sus últimos veinticinco años fue el alcohol como modo de ahogar su frustración, de ver cómo su dedicación y brillante actividad investigadora-creativa, finalmente inútil, fue represaliada y literalmente borrada del mapa por un mafioso sin escrúpulos y unos médico-sicarios vendidos a éste último.

Royal Raymond Rife murió en 1971, a los 83 años, después de ingerir valium y alcohol (accidental o deliberadamente) y, con él, se fue una historia admirable, truncada por el bandidaje del establishment médico-farmafiacéutico, quien no tuvo reparos en llevarse por delante a un brillante hombre de ciencia con tal de asegurar el pastel a las corporaciones mafiosas que monopolizan el negocio de la salud.





jueves, 19 de febrero de 2015

¿Qué antigüedad tiene la Gran Esfinge de Guiza?

No cabe duda de que el antiguo Egipto ha sido objeto de toda clase de estudios históricos, desde la ortodoxia de la egiptología hasta visiones más o menos esotéricas, pseudocientíficas o simplemente especulativas. Y entre las muchas visiones alternativas de las maravillas de Egipto no podían faltar ciertas teorías heréticas sobre la famosa Gran Esfinge de Guiza, que desde tiempos remotos ha cautivado a eruditos y viajeros y ha generado múltiples historias y leyendas, al igual que sus inseparables compañeras, las tres grandes pirámides.

Ahora bien, si queremos hacer una aproximación seria a esta magnífica escultura, resulta inevitable referirnos en primer lugar a la investigaciones científicas realizadas in situ en los últimos 200 años. Así pues, ¿qué nos dice la egiptología sobre la Esfinge? En resumen, tendríamos los siguientes datos:
  • La Esfinge, de 73 metros de largo y 20 de alto, está datada en la IV dinastía, como parte del complejo funerario de Khafre.
  • Fue esculpida, o mejor dicho, excavada, directamente en el suelo rocoso de piedra caliza de la meseta de Guiza, extrayendo la piedra que luego sería usada para la construcción del templo del valle y el templo de la Esfinge.
  • El cuerpo de la esfinge es el de un león a escala 22:1, con la cabeza humana a escala 30:1, que en este caso es un retrato del faraón Khafre adornado con el típico tocado nemes.
  • La esfinge es un ser mitológico relacionado con el culto solar que aparece en varias culturas del mundo antiguo, pero en Egipto estaba particularmente relacionado con el poder de la realeza y con el equilibrio cósmico llamado ma’at.
En el monumento se pueden apreciar diversas actuaciones de restauración realizadas ya desde tiempos del Egipto faraónico, como la que hizo Tutmosis IV (XVIII dinastía) que añadió una capilla y una inscripción –la estela de la Esfinge– entre las patas delanteras. Desde aquella época ya fue reforzada con obra de albañilería, pero la necesidad de repararla se hizo constante a través de los siglos, por lo menos hasta la época grecorromana. En los últimos 200 años ha tenido que ser continuamente restaurada para evitar su deterioro a causa de nuevos agentes agresivos, como la humedad, las filtraciones de agua o la contaminación.

La Gran Esfinge había sido objeto de todo tipo de literatura más o menos fantástica, que incluía las predicciones de Edgar Cayce de mediados del siglo XX, que aseguraba que bajo las patas del monumento se ocultaba una cámara secreta con el legado de la Atlántida, o sea, la famosa Sala de los Archivos. Esta línea alternativa ha sido perpetuada hasta la actualidad a través de la persistente búsqueda de estas cámaras o cuevas subterráneas que ocultarían fabulosos tesoros o vestigios del pasado. Sin embargo, la polémica de la Esfinge por excelencia es su edad o, dicho de otro modo, su datación.

Todo arrancó con las observaciones a mediados del siglo XX del egiptólogo amateur René Schwaller de Lubicz, que consideró que la erosión que se advierte en la cubeta de la Esfinge era de origen pluvial. Años más tarde, John Anthony West, como fiel seguidor de Schwaller, retomó este argumento y se propuso dilucidar qué había de cierto en esta teoría, que tenía un impacto directo en la datación del monumento, ya que durante milenios el régimen de lluvias en Guiza ha sido más bien escaso, como corresponde al clima desértico de la zona. Por lo tanto, una marcada erosión pluvial conducía a una datación geológica más antigua, pues se sabía que el norte de África había tenido un clima mucho más templado y húmedo... varios miles de años antes de Khafre.

Foto cortesía de Luis Palacios
West consideraba que los efectos de la erosión por agua debían situarse principalmente en un momento de cambio climático, esto es, el famoso Diluvio fruto de un deshielo global que se sitúa alrededor del 10.000 a. C. 

Dicha erosión, por cierto, también se podía observar en los dos templos adyacentes a la Esfinge. Ello conduciría a datar todo el conjunto de monumentos en un momento anterior al Diluvio. Dado que todo este planteamiento recaía sobre una opinión o investigación geológica, West trató de obtener credibilidad acudiendo a la objetividad empírica de una ciencia natural como es la geología. Así, West consultó a varios especialistas que –a partir de documentación fotográfica– le confirmaron la posibilidad real de que la erosión observada fuera por efecto del agua.

A este respecto, vale la pena hacer un inciso y mencionar una anécdota muy significativa (narrada por Colin Wilson en su libro El mensaje oculto de la esfinge) acerca de la supuesta objetividad de la ciencia y de la influencia de ciertos prejucios cuando West empezó a consultar a los expertos sobre esta cuestión: 
Por ejemplo, preguntó un geólogo de Oxford si le importaba que le gastara una broma y entonces le enseñó una fotografía de la Esfinge en la cual la cabeza y los demás rasgos que la identificaban aparecían tapados con cinta adhesiva, de tal modo que semejaba un fragmento de precipicio. ¿Cree usted que esto es erosión eólica o erosión acuática? El geólogo respondió sin titubear: “Erosión acuática”. Entonces West quitó la cinta adhesiva y dejó al descubierto la cabeza y las patas. El geólogo miró fijamente la fotografía y dijo: “Oh.” Y después de reflexionar un poco más, agregó: “No quiero decir nada más. El desierto no es mi especialidad, ¿comprende?.”
Por otro lado, West también dedicó sus esfuerzos a la prueba negativa, aludiendo a que el efecto de las tormentas de arena no debió ser de gran importancia dado que la Esfinge pasó muchos siglos enterrada completamente o sólo asomando la cabeza. En cuanto a los típicos efectos de los agentes químicos o la insolación, West no apreció las típicas marcas de esta clase de erosión, que dejan una superficie quebrada y rugosa, a diferencia del aspecto pulido de la erosión de la Esfinge.

Y por si fuera poco, aparte de los elementos geológicos, West quiso demostrar que la Esfinge no podía datarse con total certeza en la época de Khafre por cuatro razones:
  1. La estela de la Esfinge (o del sueño), de Tutmosis IV. Al final del texto, que está dañado, se leyó la palabra khaf, y esto fue considerado como una referencia al impulsor del monumento. Pero West aduce que khaf está presente en muchas palabras egipcias y que no hay una alusión directa al constructor de la Esfinge.
  2. Las estatuas de Khafre. Se encontraron varias estatuas de Khafre –y una de ellas en forma de esfinge– en el recinto del templo de la Esfinge y eso sirvió para vincular inequívocamente el templo y la Esfinge a Khafre. West contesta que no hay ni una sola inscripción jeroglífica que haga referencia al constructor del templo.
  3. El parecido entre el rostro de Khafre y el de la Esfinge. Para West, se ha forzado el parecido entre ambos, y cree que en la IV dinastía ya se podía realizar un retrato notablemente naturalista del faraón.
  4. La estela del inventario. Según West, la estela menciona que en tiempos de Khufu la Esfinge (y también la Gran Pirámide) ya estaba allí.
Para acabar de apuntalar sus tesis, J.A. West hizo entrar en escena a Robert M. Schoch, geólogo por la Universidad de Boston, que viajó a Egipto en 1990 y comenzó a tomar contacto con el contexto geológico de la Esfinge. En abril de 1991 West y Schoch recibieron permiso de las autoridades egipcias para realizar una investigación in situ y extraer las correspondientes conclusiones. En esta empresa también tomaron parte otros especialistas, como el geofísico Thomas Dobecki, experto en sismología. Una vez acabada esta investigación, que tuvo su particular versión en documental televisivo, saltó la noticia: los estudios geológicos apuntaban a que la erosión de la Esfinge se debía fundamentalmente a la acción del agua y que ello suponía retrasar la fecha de la construcción de la esfinge en varios miles de años (pocos para Schoch, entre 5000 y 7000 a. C., y muchos para West). Aparte de estos resultados, también se destacó que, según las pruebas realizadas por Thomas Dobecki, se habían detectado algunas cavidades bajo la Esfinge, dando así pábulo a las viejas reivindicaciones sobre la existencia de cámaras secretas.


Por otro lado, West volvió al tema del rostro de la Esfinge para rechazar la reconstrucción hecha por ordenador por Mark Lehner, que cuadraba perfectamente con la efigie de Khafre. Para West, este procedimiento era claramente manipulable. Entonces decidió recurrir a Frank Domingo, un reconocido experto forense del Departamento de Policía de Nueva York, con el propósito de dilucidar la verdadera identidad del rostro de la Esfinge. Tras observar las estatuas y tomar numerosas fotografías, Domingo confirmó, a través de una meticulosa comparación de los rasgos de la cara de Khafre y los de la Esfinge, que se trataba de dos personas diferentes, si bien no se pudo identificar al personaje retratado en la Esfinge.

Pero aparte del impacto producido en la opinión pública por el documental, quedaba pendiente un paso indispensable: hacer que la datación de la Esfinge saliera del marco de la Historia alternativa y se aceptara como Historia académica. A tal fin, Robert Schoch presentó en 1992 su tesis ante la comunidad académica de geólogos –en la reunión de la Geological Society of America que tuvo lugar en San Diego– y obtuvo un amplio apoyo a sus propuestas sobre la erosión de la Esfinge. Sin embargo, desde la comunidad egiptológica se desató un firme contraataque, protagonizado principalmente por Mark Lehner. Llegados a este punto, es de justicia que el lector tenga una visión de ambas argumentaciones, que inevitablemente se adentran en terrenos técnicos propios de la geología, pero que trataremos de sintetizar y exponer de forma comprensible para el público no experto.

Lo que Schoch propuso refutaba un informe realizado anteriormente por Lehner junto con el geólogo K. Lal Gauri. El informe Gauri-Lehner venía a poner de manifiesto los siguientes hechos:
  • a) Se descarta la acción del viento y la arena como principal agente de la erosión.
  • b) Se aprecian hasta tres grandes campañas de restauración en la Esfinge.
  • c) No se observa un desgaste significativo en la Esfinge desde la primera reparación (en el Imperio Nuevo) hasta las últimas décadas. Esta primera actuación se habría hecho con bloques extraídos de obras del Imperio Antiguo.
  • d) La erosión, según las pruebas realizadas por Gauri, sería debida a la reacción del agua con las sales naturales presentes en la piedra caliza (dichas aguas provendrían del subsuelo). El efecto resultante sería una erosión química, que produciría una descamación o desconchado de la superficie de la piedra llamada exfoliación.
A su vez, Zahi Hawass (director de la Arqueología de Egipto) consideraba que todo el problema se debía a la pésima calidad de la caliza local, que provocaba un rápido desgaste de la superficie de la roca y obligaba a regulares reparaciones. Frente a estas afirmaciones, Schoch expuso su versión sobre el problema de la erosión, como conclusión de sus trabajos en Guiza, centrándose en los siguientes argumentos:
  • Se observa en la cubeta y en la Esfinge un claro patrón de grietas o marcas verticales y ondulaciones típicas de la erosión por lluvia, como regueros o pequeñas cascadas de agua. Las aguas habrían erosionado el monumento durante unos 2.500 años antes de Khafre, esto es, en época neolítica (cuando había en la región un alto régimen de precipitaciones).
  • El efecto de la erosión química está presente en Guiza, como aseguraba Gauri, pero no puede explicar por sí sola todas las características erosivas que se observan en el recinto de la Esfinge. Fundamentalmente hay tres problemas al respecto: 1) Otros monumentos de Guiza no presentan tal erosión. 2) Tanto la Esfinge como la cubeta han estado cubiertas por arena durante muchos siglos. 3) Ni las grandes grietas ni la roca ahuecada pueden ser resultado de este tipo de erosión.
  • Otros monumentos del Imperio Antiguo de la zona de Saqqara (a sólo 16 km. de Guiza) hechos con ladrillo presentan un tipo de erosión diferente y más leve, lo cual hace difícil que puedan adscribirse a la misma época.
  • Las paredes de los templos adyacentes a la Esfinge sufrieron una fuerte erosión similar por efecto del agua y tuvieron que ser reparadas con bloques de granito, los cuales sólo presentan rastros de la típica erosión por viento.
  • La parte trasera de la cubeta (al oeste) presenta la mitad de erosión que los laterales: en los lados norte, sur y este la erosión alcanza una profundidad de entre 1,8 y 2,4 metros, mientras que el el lado oeste sólo es de 1,2 metros. Ello hace pensar que fue expuesta a un periodo de erosión menor. Este lado habría sido excavado y reparado ya en tiempos de Khafre, lo que a su vez sitúa la edad de la Esfinge en un tiempo muy anterior. Esto se observa también en diferente grado de erosión de dos muros excavados en este extremo de la cubeta, uno de ellos muy afectado por los regueros de agua y otro bastante menos.
  • No tiene sentido un deterioro tan rápido de la caliza que obligara a realizar las primeras reparaciones ya en el Imperio Antiguo, a poco de acabar el monumento. La caliza de la zona, sin ser excelente, pudo aguantar bien los procesos de erosión habituales, como se ve en otras edificaciones. El problema de la Esfinge es el efecto añadido de una fuerte erosión por agua durante mucho tiempo.
Como conclusión, en opinión de Schoch, tanto la Esfinge como sus dos templos adjuntos se construyeron en dos etapas. La primera, en una época húmeda, bastante anterior a la IV dinastía. Luego, en el Imperio Antiguo, Khafre se habría apropiado de estos monumentos y los habría restaurado. Ello explicaría también la evidente diferencia de proporción entre la cabeza y el cuerpo de la esfinge. Así pues, la cabeza original, tal vez ya bastante deteriorada, habría sido reesculpida con la efigie de Khafre. Para muchos autores alternativos, la cabeza original debió haber sido la de un león, en consonancia con el resto del cuerpo.

Nos queda finalmente conocer la réplica de la egiptología a todas estas teorías alternativas. Muchos egiptólogos dijeron que tales afirmaciones simplemente no podían ser ciertas, porque la cronología era un tema ya superado, fruto de rigurosos trabajos durante muchas décadas. Mark Lehner se remitió al informe que ya hemos comentado y corroboró la correcta datación de la Esfinge con el apoyo de diversas referencias geológicas y arqueológicas:
  • a) La lluvia ácida de los últimos tiempos es responsable del deterioro del entorno de la Esfinge y no unas improbables lluvias de épocas muy distantes.
  • b) Se encontró en el lado oeste de la cubeta una vasija de cerámica típica de la IV dinastía junto unos mazos de piedra con restos de cobre, herramientas propias del Imperio Antiguo, que se utilizaron presumiblemente para excavar el recinto y el monumento.
  • c) Se halló también un gran bloque de piedra inacabado –destinado al templo de la Esfinge– justo por encima de un estrato datado por cerámica en la IV dinastía.
  • d) La gran cantidad de estatuas de Khafre halladas en el complejo piramidal de este faraón aumentan la probabilidad de que también fuera el constructor de la Esfinge.
Para acabar de zanjar el asunto, Lehner se refirió a la imposibilidad de que la Esfinge hubiera sido construida en el neolítico egipcio (y menos aún durante el paleolítico). Sencillamente debería haber existido una civilización con unas mínimas capacidades para realizar tal obra en esas épocas, cuando lo cierto es que no hay ninguna pista sobre tal civilización (sea la Atlántida u otra cualquiera). Así, durante una reunión de la American Association for the Advancement of Science, Lehner pronunció una frase lapidaria que luego fue objeto de cierta crítica e ironía por parte del bando alternativo: "Muéstreme un trozo de vasija". Es una aseveración contundente en su lógica: no hay, a día de hoy, ningún contexto histórico-arqueológico que sustente la existencia de una cultura que no habría dejado más huella que ese gran monumento (y sus templos adjuntos).

Con todo, tanto West como Schoch opinan que el todo el conjunto de argumentos contrarios a sus tesis no son coherentes entre ellos y que obligan a realizar una serie de equilibrios poco fundamentados, como por ejemplo recurrir a la lluvia ácida, que afectaría a unos monumentos y a otros no (aparte de no explicar el tipo de deterioro de las paredes de la cubeta).

En definitiva, resulta bastante complicado elaborar un juicio claro y definitivo sobre este asunto. ¿Estamos ante un problema técnico demasiado grande y complejo? ¿Es el miedo a la ruptura del paradigma lo que impide ir más allá y reconocer lo obvio? ¿O no es más que otra fabulación de algunos autores alternativos para crear expectación y negocio? La verdad es que no tengo respuestas definitivas para estas preguntas, si bien reconozco que el escenario planteado por West y Schoch está sólidamente fundamentado en observaciones empíricas y que en todo caso la pelota está ahora en el tejado de la egiptología. Sea como fuere, he intentado exponer la controversia de la forma más objetiva posible y dejo ahora al lector o lectora la potestad de analizar más a fondo los secretos de la Esfinge y extraer sus propias conclusiones.

Fuente.
(c) Xavier Bartlett 2013


lunes, 16 de febrero de 2015

Entrevista Josefina Fraile – Manipulación climática o geoingeniería

Josefina Fraile, activista ambiental, se dedica a denunciar, desenmascarar y paralizar cuanto antes, las Fumigaciones Clandestinas Aéreas que se están llevando a cabo en todo el planeta sin el consentimiento de los ciudadanos, consecuencia de los programas de geoingeniería o manipulación climática. No por increible que parezca, es menos cierto. Es un asunto extremadamente grave que afectará de forma radical -ya está afectando- la supervivencia del planeta. Luchar contra las armas climáticas es algo poco común, es la madre de todas las batallas. Sólo tenemos un planeta tierra, y es nuestro hogar. Si permitimos que cuatro psicópatas manipulen los sistemas climáticos naturales, el resultado será la destrucción de toda la cadena de vida. Tenemos que saber la verdad para poder enfrentarnos a ella, plantarle cara y evitar que estos aberrantes experimentos sigan adelante.

PARTE I
Historia de la geoingeniería, implicaciones y objetivos

PARTE II
La manipulación climática en la zona experimental de la Guareña, España



Los videos en Vimeo:

Parte 1
Parte 2

viernes, 13 de febrero de 2015

La “casta médica” explicada por médicos

La Plataforma No Gracias, de médicos por la transparencia y la ética ha publicado un brillante escrito en el que describe el término “casta médica”. Este haría referencia a una parte -cuantitativamente minoritaria pero cualitativamente muy relevante- del estamento profesional que detenta el poder corporativo, académico, científico y social, valiéndose de una fructífera alianza con el poder económico -que representa la industria farmacéutica y tecnológica, la alimentaria o la de aseguradoras privadas-.

El objetivo es mantener posiciones de privilegio y preeminencia sin considerar en ningún momento ni los verdaderos problemas de los pacientes ni los de la sociedad. Se contribuye así

tanto al saqueo de la institución médica como a, lo que Berwick ha denominado, la ‘confiscación de la riqueza común de la sociedad‘ por parte de un sistema de salud que ha perdido la visión de sus fines”.
gracias médicos

No hace falta explicar que comparto al 100% lo que los amigos y amigas de No Gracias piensan y argumentan.

La industria -a través del marketing- pretende que los nuevos medicamentos sean utilizados lo más amplia y rápidamente posible.

Éste es uno de los efectos perversos del sistema actual de patentes porque acaba generando una situación de riesgo para los pacientes ya que es posible que dichos medicamentos acaben siendo sobre-prescritos (sin una clara indicación o a dosis más elevadas o durante más tiempo del recomendado).

En el texto estos profesionales cuentan las seis estrategias que usan los laboratorios para conseguir medicar más y antes a la población:
-Disminuir los umbrales para el diagnóstico. Por ejemplo, reduciendo las cifras que etiquetan a alguien como hipertenso o diabético.
-Apoyarse en medidas de resultados intermedios (control de la hiperglucemia, disminución de las cifras de colesterol), en vez de utilizar  medidas de resultados finales (disminución de infartos de miocardio por ejemplo).
-Exagerar las aparentes ventajas en seguridad que tienen los nuevos fármacos en comparación con los antiguos (como ocurre respecto a las supuestas ventajas de los nuevos antipsicóticos).
-Exagerar la efectividad del nuevo fármaco (Inhibidores de la ciclo-oxigenasa 2 frente a antinflamatorios no esteroideos clásicos ocultando los riesgos).
-Crear nuevas enfermedades, desde la fobia social a la prediabetes pasando por extravagancias de hoy que serán la enfermedad de mañana (como el  llamado Post Orgasmic Illness Syndrome).
-Fomentar usos no autorizados de fármacos (precripción off-label)”.

También explican que la industria sanitaria influye indebidamente en:
-La etapa de generación del conocimiento: manipulando la evidencia científica.
-La etapa de difusión del conocimiento: manipulando las Guías de Práctica Clínica, la literatura científica y determinando los contenidos de la formación médica continuada.
-La etapa de aplicación del conocimiento: manipulando, coaccionando -sí, la persuasión hipertrofiada (multi-canal e intensiva en el tiempo y el espacio) es coacción- y comprando, llegado el caso, a los médicos que deben prescribir esos nuevos medicamentos”.

Sobre la actual corrupción de la medicina a mano de las industrias señalan con rotundidad:

hay un colaborador necesario que no está haciendo lo que se espera de él: la profesión médica (tampoco lo está haciendo la administración que, como me dijo un amigo, ‘ha dejado solos’ a los profesionales ante el inmenso poder de las corporaciones, y es verdad; también, al final, le pediremos sus responsabilidades)”.

Escriben incluso sobre un “saqueo de la institución”; la utilización interesada de la alianza moral existente entre la medicina y la sociedad, fruto de una larga tradición y basada en valores como confianza, benevolencia o equidad y que constituye el ethos de la profesión. La casta médica estaría dilapidando y apropiándose indebidamente (saqueando) una credibilidad y un patrimonio ético que no les pertenece para obtener unos objetivos contrarios a los fines legítimos de la institución médica.

La participación de médicos en actividades ajenas a la esencia de su profesión es siempre un escándalo social porque la sociedad, cuando conoce los hechos, se siente profundamente traicionada. 

Concluyen:

La minoría profesional instalada en posiciones de poder gracias a la permanente, estratégica e intensa colaboración con la industria es a la que llamamos ‘casta médica’”.

Añado yo que existe “casta médica” y que por suerte existe también una nutrida representación de profesionales que aman su oficio y lo defienden con dignidad y que estos creo que serán los que marquen el futuro.

Fuente.

lunes, 9 de febrero de 2015

Entrevista al Dr. Lustig: No necesitas azúcar para vivir

Entrevista al Dr. Lustig: No necesitas azúcar para vivir.

Entrevista al Dr Lustig por Alec Baldwin (vegetariano y prediabetico)

Voy a transcribir algunos párrafos de la entrevista que Alec Baldwin realizó al Dr. Lustig en su programa de radio. Me ha parecido muy interesante sabiendo que Alec ha sido recientemente diagnosticado de pre-diabetes.



Uno de cada tres adultos estadounidenses es obeso. Los niños de hoy son la primera generación estadounidenses en tener una expectativa de vida menor que sus padres, en gran parte debido a la obesidad. La obesidad está relacionada con la diabetes, enfermedades del corazón e incluso cáncer y podría decirse que se ha convertido en el tema de salud pública más acuciante de nuestro tiempo. El año pasado, este tema se convirtió en personal cuando mi médico me dijo que era pre-diabético. Así que cuando leí sobre el Dr. Robert Lustig y su popular cruzada anti-azúcar, presté atención y decidí dejar de tomar azúcar.



¿Por qué le llamo la conspiración de Coca-Cola? Que hay en la Coca-Cola? La cafeína que es un estimulante suave y también un diurético. Te hace orinar más. ¿Qué más hay en Coca-Cola? Azúcar. ¿Y qué más? Sal, 55 miligramos de sodio por lata, que es como tomar una pizza. Entonces, ¿qué sucede si usted toma esa cantidad de sodio y a la vez pierde agua? Que tienes sed, el motivo de que haya tanto azúcar en la coca cola es para ocultar la sal.

Alec Baldwin: El Dr Lustig es endocrino especializado en pediatría en la Universidad de California. A principios de los años 80 se interesó en la dieta y la obesidad, mientras trabajaba en el hospital tratando a los niños que se recuperaban de cirugías de tumores cerebrales.

Robert Lustig: Yo tenía varios niños enormemente obesos. Y el tema es que no eran obesos antes del tumor, sino que comenzaron a ganar peso, entre 13 y 18 kilos, el año siguiente al tumor.

AB: ¿Por año?

RL: Por año, sin parar.

AB: Estos niños sufrían de obesidad hipotalámica, una forma especialmente atroz de obesidad que no responde a dieta o ejercicio.

RL: En 1994 cuando se descubrió la hormona leptina quedó claro que estos niños no recibían la señal de la leptina ya que esa zona del cerebro estaba muerta. La leptina nos dice cuando debemos parar de comer y cuando podemos empezar a quemar energía.

AB: Es, literalmente, la señal del apetito.

RL: Así es. Y estos chicos tenían hambre constantemente y lo peor es que eran inactivos. Perdieron el interés por todo. Se sentaban en el sofá, comían Doritos y dormían. Así era su vida. Los padres decían: mi hijo ha sobrevivido al tumor sólo para sucumbir a una complicación del tratamiento. Eran niños disfuncionales.

AB: ¿Por qué se convierten en adictos a ver la televisión tirados en el sofá? ¿Cuál es la relación?

RL: Cuando tu cerebro recibe la señal de la leptina, quieres quemar energía, hacer ejercicio y ser activo físicamente, deseas concentrarte y hacer cosas.

AB: Por lo tanto, ¿La presencia de leptina indica al cuerpo que toca hacer ejercicio?

RL: La leptina le dice a tu cuerpo que tienes suficiente energía para hacer ejercicio. Cuando no se recibe la señal de la leptina el cerebro piensa que está muriendo de hambre. Mi trabajo era encontrar una manera de cuidar de estos niños. Así que mi investigación sobre obesidad se inició en 1995. Si esa zona del cerebro estaba muerta y no se puede transplantar el hipotálamo. ¿Qué puedo hacer? El cerebro pedía que el páncreas produjera más insulina. La insulina almacena la energía, estos chicos tienen niveles de insulina altísimos. Pensamos en darles un medicamento que bloquease la liberación de insulina lo probamos y comenzaron a bajar de peso y lo más importante es que empezaron a hacer ejercicio. Los padres llamaban para decirme que habían recuperado a sus hijos.

AB: Algunas personas también vinculan esa falta de actividad a noticias políticas y económicas, recortes en actividades de la escuela, tecnología. Los niños están mucho más interesados en los juegos virtuales y no salen a jugar.

RL: No hay duda que eso es real. La pregunta es: son causa o efecto. Hay un montón de correlaciones. La cuestión es que bloqueando la liberación de insulina, los niños cambiaron su comportamiento. Y esa es la clave para la epidemia de obesidad. Entonces también pensé que los adultos obesos tenían el mismo problema, pero sin tumor cerebral. Hice un estudio completo con 44 adultos obesos y les di la misma droga que tuvo el mismo resultado. 8 de los 44 perdieron mucho peso, medio kilo por semana durante 24 semanas sin hacer nada. Y lo más sorprendente fue que la ingesta de grasas no había cambiado, y su ingesta de proteínas no cambió. Su ingesta de hidratos de carbono se redujo, pasaron de 900 calorías al día a 350 calorías al día en hidratos de carbono. Dejaron de picar entre comidas, menos galletas, pringles... Cuando tanto los niños como los adultos tuvieron la insulina en niveles más bajos comenzaron a hacer ejercicio y a ser más activos. Así que tuve claro lo que estaba pasando. Sus cerebros no llegaban a recibir la señal de leptina y comían sin parar, su cerebro estaba muerto de hambre. Eso es la obesidad, los obesos tampoco reciben la señal de la leptina.

AB: Pero, ¿por qué los obesos si no tienen tumores cerebrales?

RL: Ahí es donde entra el azúcar, hemos aprendido que cuanto mayor es la insulina mayor es el hambre.

AB: ¿Así que el azúcar es un estimulante del apetito, un acelerador?.

RL: Por supuesto. David Ludwig mi homólogo de Boston, estudió a niños a los que dio un refresco antes de comer en un restaurante de comida rápida. Los que habían tomado el refresco comieron más. Un nivel alto de insulina provoca hambre y hay una hormona en el estómago que emite señales de hambre llamada grelina. Cuando la grelina está alta tienes hambre, y comiendo azúcar no se baja.

AB: Cuando dejé el azúcar fue increíble. Era como empujar un trineo por una pista para llegar al final de la pendiente, los kilos desaparecían de mi cintura sin esfuerzo. He reducido los carbohidratos y la pasta porque era una mega dosis de azúcar, en realidad estaba comiendo un montón de pasta.

RL: Y es muy fácil, mucha gente piensa que la cocina italiana es la dieta mediterránea. Pero no hay pasta en la dieta mediterránea. La locura de la pasta empezó con los italianos emigrantes que no podían permitirse el lujo de comer carne y verduras aquí, y de hecho lo exportaron de vuelta a Italia, al igual que el chop suey a China. En realidad pasta y chop suey son inventos norteamericanos. La cocina italiana no es la dieta mediterránea, nunca fue y nunca lo será.

AB: Cuando le decía a la gente que no tomaba pan me felicitaban, lo mismo cuando decía que ya no tomaba pasta, pero no pasaba lo mismo cuando les decía que no tomaba azúcar.

RL: “Te toman por loco”.

AB: Exactamente. ¿Cómo se ha convertido el azúcar en la sustancia más consumida? 60 kilos por persona al año ¿Fue siempre así?

RL: No, no. Esto es muy nuevo. Fue algo que cambió por dinero, marketing e industria alimentaria. Primero fueron los caramelos, refrescos y la industria azucarera en los Estados Unidos, que se remonta a principios de 1900. Pero todavía era un poco caro, en 1959 perdimos nuestra dosis de azúcar porque Castro se hizo cargo de Cuba y fue cuando comenzó la industria azucarera de Florida. Y de seguido llegó el jarabe de maíz alto en fructosa.

AB: El jarabe de maíz de alta fructosa llega y, de repente, está en todo. ¿Por qué? ¿Porque es más dulce?

RL: Bueno, en realidad tardó un tiempo. Y sí es dulce, pero lo más importante es que es más barato.

AB: ¿Pero esto es también lo que está sucediendo en los últimos años? No soy alguien que conozca la historia en profundidad, pero parece que el objetivo, es hacer todo más dulce.

RL: Así es. En una realidad evolutiva, es parte de nuestro ADN. No hay alimento en el mundo que sea a la vez dulce y venenoso, el sabor dulce era una señal de que el alimento era seguro para comer. Incluso el acai de Jamaica, tiene una sustancia, llamada hipoglicina que causa vómitos y puede matarte, pero solo en la fruta verde, una vez madura ya no tiene toxina y es seguro comerla. Estamos programados para comer dulce, lo que ha sucedido es que la industria alimentaria ha secuestrado nuestras papilas gustativas para sus propios intereses.

El azúcar es como la cocaína



Alec Baldwin: Cuando piensas sobre esta epidemia ¿es una epidemia?

Robert Lustig: En realidad se trata de una pandemia (afecta a mucha gente en diferentes continentes) .

AB: En realidad no hablo de esto con complacencia o satisfacción, lo digo con mucha tristeza porque yo siempre había estado delgado. Pensé que estaba haciendo lo correcto en lo que a salud se refiere. Soy vegetariano aunque como pescado.

RL: Hay veganos con diabetes tipo 2 que son masivamente obesos, solo por ser vegano no estás protegido de la diabetes. Los refrescos son alimentos veganos. Fíjate, en la India, por genética no pueden tener mucha grasa subcutánea, una vez que ya no pueden almacenar más comienza a almacenarse en el hígado, cuando esto sucede lo demás es como ir cuesta abajo.

AB: Pero cuando viajo por el mundo, me siento tan concienciado con el problema de obesidad y donde quiera que vaya lo veo. Esas personas tienen que renunciar a algo, frappuccinos o caramelos o al pan porque realmente se ve que la gente está sufriendo. Sin embargo, creo que otras personas han trabajado para conseguir esto antes que tú, no eres el primero que dice que el azúcar es malo.

Robert Lustig: Oh, no. Esta discusión está viva desde los años 70. Y por eso es tan importante. El abanderado en la lucha contra el azúcar se llamaba John Yudkin, un fisiólogo británico especialista en nutrición que en 1972 escribió “Puro, blanco y mortal” (enlace para descargar el libro en inglés en pdf). Leer este libro, es simplemente asombroso. Todo lo que predijo, ha sucedido. Por otra parte, Ancel Keys que había estado un año sabático en la Universidad de Cambridge en 1952, vio que lo que los británicos estaban comiendo era bastante horrible. Y llegó a la conclusión de que las grasas saturadas tenían que ser la causa de las enfermedades del corazón, hizo muchos estudios en todo el mundo y publicó un tomo de 500 páginas llamado “Estudio de los Siete Países” en 1970. Y esa era la pregunta, ¿era el culpable la grasa o era el azúcar?. En ese momento no se sabía lo que pasaba con el azúcar en el hígado. No sabíamos que el azúcar se convierte en grasa. Lo que se sabía era que las grasas saturadas estaban relacionadas con los niveles de LDL y el LDL se relacionaba con la enfermedad cardiovascular. Así que la idea fue: vamos a eliminar la grasa saturada y la enfermedad cardiovascular desaparecerá. El país entero ya había bajado su consumo de grasa en el año 1980. Y ahí está el problema, cuando se elimina la grasa de los alimentos saben a cartón y la industria alimentaria lo sabe. ¿Que crees que van a hacer? ¿Cómo se va a vender comida? ¡¡Pues tenemos el jarabe de maíz alto en fructosa!!

AB: ¿Cuándo se introdujo en el mercado de alimentos?

RL: A principios de los 70, 1973 o 1975.

AB: ¿Y quien lo introdujo?

RL: En realidad no sé quién.

AB: Las grandes corporaciones estadounidenses.

RL: Las corporaciones estadounidenses. En 1980, el segundo peor huracán de la historia estadounidense, el huracán Allen, acabó con toda la cosecha de azúcar del Caribe. Y la industria alimentaria, especialmente la industria de bebidas, sintió miedo, se dijeron: ¿De dónde vamos a obtener el azúcar para los refrescos?

AB: Era un mercado poco fiable.

RL: Exactamente por eso empezaron a introducirlo y comenzaron a subir la dosis. En 1985 la transformación estaba completa.

AB: ¿Requiere el proceso de obtención del azúcar a partir de caña más mano de obra y es más caro que el proceso de obtención del jarabe de maíz alto en fructosa?

RL: Mucho más.

AB: Es porque el jarabe de maíz de alta fructosa proviene del maíz. Y el mercado y la oferta de maíz en este país es mucho más abundante y más fiable que el suministro de caña de azúcar.

Robert Lustig: Así es. El 16% de todo el maíz cultivado en la actualidad en América termina siendo jarabe de maíz alto en fructosa. Así que tenemos barcos enteros cargados. Y es barato. Y debido a que es barato comenzó a aparecer en alimentos que nunca habían tenido azúcar antes, como el pan de hamburguesa, carne de hamburguesa, salsa barbacoa, ketchup, aliños para ensalada, está en casi todo lo que puedas imaginar en un supermercado. Por cierto, Barry Popkin de la Universidad de Carolina del Norte acaba de hacer un estudio que muestra que el 80% de los alimentos, hay 600.000 artículos alimenticios en los Estados Unidos, el 80% de ellos vienen con azúcar o con azúcares añadidos.

AB: ¿Entonces el hecho de endulzar el pan no era sólo una cuestión de gusto?

RL: Sabían que cuando se pone azúcar en el pan compramos más. Eso lo sabían.

AB: Sabían que cuando lo añaden comemos más, estaba claro que aumentaba las ventas. Y nos encanta el azúcar. Y es por eso que la oferta alimentaria en Estados Unidos es más dulce de lo que te puedes imaginar. Caminas por un supermercado y hay una enorme variedad de alimentos azucarados, caramelos, chicles. Y tengo amigos a los que les enseñas un caramelo y cambian de carácter, están tan tranquilos hablando contigo y se dan la vuelta y: OHH!! GOMINOLAS!!! Es como kriptonita no pueden parar de comer esas cosas.



RL: Ahí está el problema. Hay un área del cerebro llamada “Sistema de recompensa” del que hemos oído hablar por la adicción a las drogas. Cocaína, morfina, heroína y nicotina, actúan en la misma zona cerebral. El neurotransmisor que transmite la señal de placer es la dopamina. Cuando tienes un subidón de dopamina obtienes placer y el azúcar lo consigue del mismo modo que todas las otras drogas. El problema es que cuando consigues ese placer, también regulas a la baja unas pequeñas proteínas que son los receptores de dopamina, entonces cada vez necesitas mayor cantidad para obtener el mismo efecto, es lo que se llama tolerancia. Y cuando la sustancia no está presente entonces no hay dopamina que interactúe con estas proteínas, es lo que se conoce como síndrome de abstinencia. Tolerancia y abstinencia es lo que define una adicción, sabemos que funciona así con las drogas y resulta que con el azúcar pasa lo mismo. La única diferencia es que tienes que salir a buscar cocaína, sin embargo con el azúcar hay saturación, está en todas partes, no se puede escapar de él.

Tu cuerpo no necesita azúcar



Alec Baldwin: Se habla de regular el azúcar igual que el alcohol y el tabaco, es algo que los políticos han tratado de hacer pero no han podido.

Robert Lustig: Sí, el alcalde de Nueva York recientemente solicitó a la USDA (Departamento de agricultura en USA) que no hubiese descuentos en los refrescos y rechazaron la propuesta. Su trabajo es la venta de alimentos, vender sin importar quién compra. Y la USDA es en realidad el brazo gubernamental de la industria alimentaria. Están para proteger el suministro de alimentos de gente como yo.


* Enlace al resto de estadísticas

AB: En cuanto a las amenazas a la salud pública, habría que equiparar la de otros productos y otras sustancias que se utilizan habitualmente y son tan amenazantes como el azúcar? ¿Cree que hay una epidemia de cafeína en este país?

RL: Hay una epidemia de cafeína. Y es alimentada por las empresas de café pero es de menor importancia porque no hay ningún inconveniente tóxico. Con el azúcar, la diabetes tipo II, hipertensión, dislipidemia, bypass gástrico. 147 billones de dólares al año que se gastan en el cuidado de enfermedades crónicas que se pueden prevenir. Equilibraría el presupuesto, no necesitamos una reforma del sistema de salud si no hubiese obesidad, pero seguiremos sufriéndola mientras no tengamos algún tipo de política azucarera. Necesitamos un nuevo modelo alimentario. En el año 2050, vamos a necesitar 4 Californias para alimentar nuestra población, y no tenemos uno siquiera. La epidemia de obesidad va a tener que hacerse cargo de esto o pasaremos hambre porque estamos haciendo un mal uso de nuestro sistema alimentario. Michael Pollan escribe habitualmente sobre esto. La conclusión es que bioquímicamente nuestro entorno actual alimentario no funciona y hasta que lo arreglemos, vamos a seguir tirando el dinero. Continuaremos estando enfermos, seguiremos muriendo de diabetes y enfermedades cardiovasculares. La seguridad social (Medicare) se arruinará no más allá del años 2024, porque no habrá dinero suficiente para pagar. No podrás ser atendido por un médico porque estará muy ocupado atendiendo a los ataques de corazón de personas obesas y no habrá suficiente comida para todos. (Enlace a infografía sobre la progresión de obesidad en EEUU) Pero hay un montón de razones para ser positivos. La gente está dándose cuenta y este es el punto de inflexión. Aquí ahora. La gente está empezando a reconocer el problema.

AB: ¿De que hay una epidemia de obesidad en Estados Unidos?

RL: Y no sólo de obesidad, de enfermedades no transmisibles como diabetes, enfermedades del corazón, cáncer. Eso es lo que le chupa el dinero a la sanidad. El cáncer de mama, en particular, es famoso por tener receptores de insulina y crece en respuesta a la insulina.

AB: ¿Los tumores de próstata tienen también receptores de insulina?

RL: Sí, los tienen, así que hay un montón de razones para estar preocupados y un montón de razones para mantener su nivel de insulina lo más bajo posible. Primero, no alimentará los cánceres, segundo, dejará que la leptina haga su trabajo, y tercero, mantendrá sus arterias sanas así que no tendrá infartos. Y hay más, pero estas ya me parecen buenas razones para mantener la insulina baja. Sobre todo hay que recordar que lo que hace subir la insulina es el azúcar.



AB: La gente está aterrorizada cuando se sientan en un restaurante. Quieres estar sano y mantenerte en forma y a veces he tenido ataques de pánico cuando me siento en un restaurante pensando que “Hay un enemigo al acecho en todo lo que me ofrecen, mercurio en el pescado, hormonas en el pollo. Soy vegano y no como carne ni lácteos. Esto tiene mucho sodio, esto demasiada grasa. Salvo excepciones todo lo que estamos comiendo nos va a matar.

RL: Sí, todos vamos a morir de algo, pero lo que hay que preguntarse es cómo, cuándo y con cuánto sufrimiento. Lo mejor que puedes hacer por ti mismo es mejorar tu calidad de vida y hacer ejercicio. Lo siguiente es asegurar que lo que comes contiene algo de fibra, es decir, comer verde y marrón. Los alimentos procesados apenas contienen fibra, ahí está el problema. Cuando comes alimentos sin fibra el azúcar se absorbe tan rápido que el hígado se sobrecarga, las mitocondrias enferman y generas resistencia a la insulina y es la forma de entrada que tienen todas las enfermedades.

AB: ¿La gente necesita concienciarse y tener disciplina al comer pasta, arroz y patatas? Porque entonces mezclarlos con azúcar es una paliza al organismo.

RL: Por supuesto. Solo espero que la industria alimentaria se dé cuenta de ello y hagan lo correcto, que sería vender comida de verdad, alimentos sin refinar. Ahora puede hacerse, antes no existía el sistema de distribución para poder hacerlo, ahora sí. Tenemos la capacidad tecnológica para ofrecer y poder comer comida de verdad. Sin embargo, la industria alimentaria está haciendo dinero a manos llenas. La FDA actualmente tiene la fructosa (lo dulce del azúcar) en lo que se denomina la lista de GRAS de alimentos seguros, también las grasas trans. Necesitan revisarlo. La última vez que lo hicieron fue en 1986, antes de la saturación del jarabe de maíz alto en fructosa, antes del exceso de azúcar en la dieta. Pero parece que no tienen planes de ponerse a revisar. Creo firmemente en limitar el acceso de bebés y niños a las bebidas de azúcar. No hay ninguna razón para tomarlas. No existe una reacción bioquímica en el cuerpo que requiera de fructosa de la dieta, ni tampoco que requiera de azúcar. El azúcar en la dieta es completamente irrelevante para la vida. La gente dice: Oh! oh! Necesitas el azúcar para vivir. No, ¡¡eso es mentira!!

AB: el Dr. Robert Lustig está escribiendo un libro que se publica en diciembre acerca de los peligros de azúcar llamado “Fat Chance: Luchando contra el azúcar, alimentos procesados, obesidad y enfermedad”. Sabiendo lo que sabe, ¿cuáles son las cosas que no come? ¿Cómo ha cambiado su dieta desde que hace este trabajo?

RL: Bueno tengo unos kilos de más y no me siento contento con ello. No como azúcar, solo tomo postres 2 veces al año, un pedazo de pastel de queso de Junior cuando voy a Nueva York y un budín de pan con salsa de whisky en Nueva Orleans, son mis 2 debilidades. Pero no lo tomo porque haga este trabajo simplemente es que no me gusta el dulce.

AB: ¿Y qué estás comiendo que piensa que no debe comer?

RL: Medio pan con queso por la mañana, es mi desayuno estándar, en la comida como estoy en el hospital siempre termino comiendo lo que hay que es comida altamente procesada y ahí está el problema. No pico entre horas y la cena es normal, y aún así no pierdo peso. Así que entiendo que formo parte del problema.

AB: No recibe la señal de leptina.

RL: Probablemente no.

Fuente.
Fuente.
Fuente.

viernes, 6 de febrero de 2015

Misterios de Charlie Hebdo

La madre del policía francés Helric Fredou, que se "suicidó" después de tener una cita con los parientes de las víctimas de la masacre en 'Charlie Hebdo', ha declarado que la Policía le ha advertido que no tendrá acceso al informe final de la autopsia. La mujer también ha rechazado la versión oficial de que su hijo se suicidó.

El Código de Procedimiento Penal de Francia establece que en caso de un suicidio o muerte sospechosa, cualquier miembro de la familia tiene el derecho de acceder al informe de la autopsia judicial, informa el sitio web 'The Raw Story'.

Según la madre de Helric Fredou, quien era subdirector de la Policía judicial de Limoges, él estaba investigando el caso y al parecer podría haber llegado a conclusiones importantes. El médico de la familia también se ha negado a admitir el retrato suicida que el informe final ha dictaminado sobre él, aunque los colegas del policía declararon que el hombre se encontraba en un estado depresivo y muy extenuado por el trabajo.

La misteriosa llamada que nunca se hizo

Por si lo anterior fuera poco, han sido publicadas informaciones que señalan que el subdirector de la Policía judicial quiso hacer una llamada "muy urgente" momentos antes de morir, según ha revelado el periodista local Hicham Hamza.

"Nos quitaron los ordenadores y su teléfono móvil personal", dijo a Hamza la hermana de Fredou, en una entrevista realizada el día posterior al entierro del policía.

Versión oficial

La versión oficial sostiene que el hombre cometió el suicidio en su despacho en la comisaría de Limoges disparándose con su arma reglamentaria directamente en su cráneo la noche del día 7 de enero de 2015. La madre de Helric Fredou ha comunicado que hasta cuatro presuntos directores de policía fueron a verla para convencerla de que fue un suicidio. El oficial era el responsable de investigar los ataques a 'Charlie Hebdo'.

Sorprendente y sospechoso. La revista satírica 'Charlie Hebdo' deja de editarse

La revista satírica francesa 'Charlie Hebdo' ha decidido hacer una pausa en su trabajo para recuperarse del ataque terrorista contra su sede que el 7 de enero acabó con la vida de 12 personas.

El semanario satírico francés 'Charlie Hebdo' ha anunciado que hará una pausa en su trabajo, tras sufrir el pasado 7 de enero el que tal vez sea el peor ataque terrorista contra un medio de comunicación en la historia, y en el que murieron 12 personas, incluido el redactor jefe de la revista. Pese al ataque, el siguiente número semanal salió sin demoras y batió récord de ventas.

No obstante, la tragedia fue de tal magnitud que los dibujantes y humoristas han decidido tomar una pausa para recuperarse. El portavoz de la revista Michel Salion, anunció que en las próximas semanas la revista no será editada, aunque volverá a publicarse en el futuro.

"Queridos lectores y lectoras. La redacción, sintiéndose conmovida y apoyada por su enorme solidaridad, no los olvida y regresará a los kioskos en un futuro próximo", reza la publicación en la página web oficial de la revista, aunque sin concretar la fecha de su regreso.


lunes, 2 de febrero de 2015

Los lobbies farmacéuticos

Las farmacéuticas dedican 550 millones de dólares anuales a lobby

La riqueza mundial se concentra cada vez más en menos manos y la crisis actual ha contribuido a ello. Esta élite rica ha creado y mantenido su vasta fortuna gracias a las actividades para defender sus intereses en un puñado de sectores económicos, entre ellos el farmacéutico y de atención sanitaria. Así lo explica el informe de Oxfam “Riqueza: tenerlo todo y querer más”.

Las empresas de estos sectores destinan millones de dólares cada año a actividades de lobby dirigidas a favorecer un entorno normativo que proteja y fortalezca aún más sus intereses. La mayoría de las actividades de lobby que se llevan a cabo en Estados Unidos trata de influir sobre cuestiones presupuestarias y fiscales, es decir, sobre recursos públicos que deberían orientarse a beneficiar al conjunto de la ciudadanía, en lugar de reflejar los intereses de los poderosos lobbistas.


Entre 2013 y 2014, la riqueza que experimentó un mayor incremento fue la conjunta de los mil-millonarios que, según la lista que ofrece Oxfam -basada en la revista Forbes-, tienen intereses o desarrollan actividades en los sectores farmacéutico y de atención sanitaria.

Entre marzo de 2013 y marzo de 2014, 29 personas relacionadas con estos sectores pasaron a engrosar la lista de mil-millonarios (mientras que cinco dejaron de aparecer en ella), de modo que el total de mil-millonarios con intereses en estos ámbitos pasó de 66 a 90; así, en 2014 los mil-millonarios relacionados con los sectores farmacéutico y sanitario constituyen el 5% de todos los mil-millonarios.

El conjunto de la riqueza de esas personas pasó de 170.000 millones de dólares a 250.000 millones de dólares en el último año, un incremento del 47% y el mayor aumento porcentual de riqueza de todos los sectores incluidos en la lista de Forbes.

En la Tabla 2 del informe podéis ver quiénes son los 10 mil-millonarios más ricos (según la clasificación de 2013) de los que han amasado su fortuna (o al menos parte de ella) gracias a actividades relacionadas con el sector farmacéutico y de atención sanitaria, y el incremento de su riqueza entre marzo de 2013 y marzo de 2014.

Las mayores y más exitosas empresas tanto del sector financiero y de seguros como del farmacéutico y sanitario generan unos beneficios extremadamente elevados, y por lo tanto disponen de considerables recursos que dedican a compensar a sus propietarios e inversores, contribuyendo al incremento de su fortuna personal.

Sin embargo, es posible que estos recursos se estén utilizando también para ejercer influencia a nivel económico y político.

¿Tiene todo esto que ver con que el precio del medicamento Sovaldi para la hepatitis sea de 65.000 euros en USA y 25.000 en España? ¿Entendéis porqué vivimos en la era de los medicamentos caros? Parece claro.

La vía más frecuente para ejercer esta influencia es el lobby directo a los Gobiernos, especialmente en ámbitos y políticas que afectan a sus intereses económicos y comerciales. En 2013, el sector farmacéutico y de atención sanitaria dedicó más de 487 millones de dólares a actividades de lobby sólo en Estados Unidos, más de lo que invirtió ningún otro sector en este país.

Es así como compran la voluntad de los políticos favorecidos. Esta cifra constituye un 15% del total de los 3.200 millones de dólares dedicados en ese país a actividades de lobby en 2013. Además, durante el período electoral de 2012, este sector dedicó 260 millones de dólares a realizar contribuciones a las campañas. 22 de los 90 mil-millonarios con intereses en el sector farmacéutico y de atención sanitaria son ciudadanos estadounidenses.


¿Seguís pensando que los políticos “elegidos” gobiernan para la ciudadanía o para sus votantes y no para las marcas? ¿Entendéis porqué escribo a menudo que con las herramientas de lobby, puertas giratorias y conflictos de interés se provoca el cáncer de la democracia?

La industria farmacéutica y sanitaria dedica al menos 50 millones de dólares anuales a llevar a cabo actividades de lobby en la Unión Europea, donde residen 20 de los 90 mil-millonarios que amasaron su fortuna en el sector farmacéutico y que, en conjunto, incrementaron su riqueza en 28.000 millones de dólares el pasado año.

Es necesario aplicar medidas que restrinjan el lobby, eliminen las puertas giratorias y publiquen los conflictos de interés. Que tiendan a ofrecer transparencia y no meros parches como la nueva Ley de Transparencia del Gobierno español, por la que no cuentan con quién se reúnen los políticos.

Fuente Miguel Jara

“Compran la voluntad” de políticos, médicos y pacientes para medicalizar a la infancia
La semana pasada publicamos que las compañías farmacéuticas dedican 550 millones de dólares anuales a lobby. Un informe reciente de la organización Alter EU revela algunas acciones concretas de lobby, cuando no corrupción institucionalizada, de varios laboratorios farmacéuticos.

Si el primero, el informe de Oxfam “Riqueza: tenerlo todo y querer más”, se centra más en lo que sucede en Estados Unidos en cuyos políticos y reguladores las Big Pharma invierten la mayor parte de su dinero, el trabajo de Alter EU, una asociación civil que investiga y denuncia la corrupción mediante estrategias de lobby, se dedica al sector financiero.

Revela, por ejemplo, que las entidades que fueron las causantes de la última gran crisis por su complicidad con las “hipotecas basura” se dedican a presionar en la sombra a los eurodiputados y cuánto dinero dedican a ello. El informe es mejor leerlo entero.

Centrándonos en el ámbito pharma, sabemos que la empresa Shire gastó entre 200.000 y 250.000 euros en lobby durante el año 2013.

Pero durante ese mismo tiempo fue cliente de cinco compañías especializadas en consultoría para hacer lobby: FTI Consulting Belgium, Rohde Public Policy, Hill & Knowlton International Belgium, Just Health Communications Ltd and Hanover Communications International y les pagó al menos otros 450.000 euros.

Os cuento quién es Shire en el post Cómo las farmacéuticas fomentan la enfermedad del TDAH, una de las farmacéuticas más interesadas en el sobrediagnóstico y medicación de la infancia a cuenta de la manida hiperactividad y déficit de atención. Brian Lutz, que trabajó para laboratorios Shire como visitador entre 2004 y 2009, dijo que visitaba a 75 psiquiatras cada dos semanas en Oakland para convencerles de que mediquen a los niños para que consigan mejor rendimiento escolar.

Shire, además patrocina a la federación de asociaciones de TDAH, FEAADAH. También impulsa el denominado programa Pandah financiando la web e influye en la expansión de ese trastorno mediante el comité asesor y en el científico del proyecto. Si queréis saber quién está detrás de ello leed Pandah y el nuevo medicamento para la “infancia TDAH”. También es útil para saber de qué estoy escribiendo que leáis Cómo penetra Big Pharma en la política para promover la medicalización de la infancia.

Así que como vemos, no sólo se compra la voluntad de políticos, también de médicos y de pacientes, claro (a quien regula, a quien prescribe y a quien asesora). Parece que la farmacéutica, como tantas otras, intenta “solucionar” todo con dinero. Shire llegó a un acuerdo extrajudicial en 2013 y pagó una multa de 57,5 millones de dólares con el fin de zanjar varios procesos por venta y publicidad engañosa sobre varios de sus productos como Vyvanse, Adderall XR y Daytrana.



El informe de Alter EU narra también que el gigante farmacéutico Novartis afirma que contrata un buen número de grupos de presión en el Parlamento Europeo.

Novartis sigue una trayectoria similar a Shire pues acaba de recibir una multa millonaria en Colombia por haberse saltado los precios máximos que marca el Gobierno para sus medicamentos. No se lo ha saltado poco pues por ejemplo Exelon, un fármaco para el Alzheimer y el Parkinson lo ha vendido un 508% más caro del máximo marcado por la Administración.

Ajinomoto, una compañía farmacéutica japonesa (además de química y alimentaria) también ha gastado cientos de miles de euros en cabildeo en la UE. En suma, se compra la voluntad de muchos políticos. Se hace lo mismo con otros tantos médicos y doctoras que entran en ese juego. Y también con asociaciones de enfermos de trastornos que interesa medicar. Hay quienes no se prestan al juego, claro pero por las cifras, sabemos que el fenómeno está extendido.

Alter EU exige cambios urgentes en el registro de transparencia que obligue a todas las compañías que hacen lobby a estar presentes de manera obligatoria a mediados de 2017. Considera que la Unión Europea debe obligarles a incluir la divulgación de gastos, así como las fuentes de ingresos. También deberán proporcionar la lista de todo el personal adscrito en Bruselas. El código de conducta para los lobbies debe impedir la contratación de eurodiputados, ex comisarios u otros funcionarios de la Comisión Europea hasta pasados tres años de su cese.

Lo he escrito varias veces, para mí lobby, puertas giratorias y conflictos de interés son las herramientas que los grupos industriales insanos usan para degradar la democracia en su beneficio. Sobornos, acuerdos extrajudiciales con pago de multas, presiones, compadreo con líderes de opinión, son la misma cara de la corrupción y los métodos que usan las mafias.

El lema que exhibe Shire en su web:
Ser tan valeroso como las personas a las que ayudamos“.
¿Vosotros entendéis a quienes se refieren?

Fuente Miguel Jara

Hepatitis C: la estrategia para no perjudicar a Farmaindustria ni a los accionistas de Sovaldi
Dice Farmaindustria, el principal lobby de los laboratorios farmacéuticos en España, que confía en el plan estratégico del ministro de Sanidad para la hepatitis C. No me extraña porque han “colocado” a los suyos en el mismo. Así se sienten como en casa a ver si a alguien se le va a ocurrir emitir una licencia obligatoria del carísimo medicamento Sovaldi.

Farmaindustria respalda “plenamente” el Plan Estratégico Nacional sobre la Hepatitis C impulsado por el Gobierno para elaborar un protocolo de actuación ante los casos de esta enfermedad. Da la impresión que esta patronal siente como suyo ese plan y no es para menos pues según ha denunciado la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (FADSP) la mayoría de los miembros de la comisión tienen relación con Gilead Sciences, la farmacéutica que posee la patente del Sovaldi y que es miembro de Farmaindustria, claro.

También se ha publicado que el gobierno ha nombrado a un consejero de Farmaindustria coordinador del Plan para la hepatitis.

Así que ese plan tiene gravísimos conflictos de intereses, que junto con el lobby y las “puertas giratorias” constituyen las herramientas básicas que usan los grupos industriales para influir sobre el poder político y que actúe según sus intereses, como están consiguiendo en este asunto.

El lobby está preocupado porque quizá por primera vez en nuestro país se ha puesto en cuestión el sistema de patentes y numerosos especialistas y colectivos están planteando que el Estado obvie la patente de Sovaldi y emita una licencia obligatoria.

Es decir, que se fabrique un fármaco genérico de Sovaldi para reducir drásticamente su precio. Esto sería legal pues los acuerdos de propiedad intelectual en el seno de la Organización Mundial de Comercio (OMC) permiten que ante situaciones de excepcionalidad en temas de salud pública que requieran el uso de ciertos fármacos puedan fabricarse copias de los mismos.

Por eso Farmaindustria dice que aboga por evitar “propuestas extremistas que coloquen a España en posiciones alejadas de la realidad”. La realidad es que hay una tercera vía también legal, claro y es que el Gobierno español comprase el fármaco original pero por ejemplo en India o en Egipto, donde es más barato por lo explicado. Para extremista la situación a la que han conducido entre gobierno y laboratorios a los enfermos de hepatitis. Mientras estos se juegan la vida, los primeros parece que estén en un casino.

Es descarado cómo este grave problema sanitario ha superado el ámbito de la salud para sumergirse en el económico. Están poniéndose los intereses de los inversores por encima de los de la salud de las personas. La explicación de porqué el Ministerio de Sanidad reconforta a Farmaindustria y ésta alaba el plan del Gobierno tiene que ver con datos como que el mencionado medicamento para la hepatitis C esté en manos del primer gran accionista privado de Bankia. Tras el fármaco que se espera que sea el más vendido del año 2015 están fondos de inversión que aglutinan a muchas multinacionales de diferentes sectores pues podemos encontrar a Bayer o a Siemens o aVolkswagen.

También comentan desde Farmaindustria que 
“nos encontramos ante una importante encrucijada: la necesidad de realizar una inversión a corto plazo no prevista pero que generará unos ahorros y beneficios muy superiores a medio plazo”.
Estoy de acuerdo pero visto lo visto eso ha de corresponder a la administración pública. Ésta ha hecho dejación de funciones al no invertir en investigación pública para que los medicamentos esenciales para la población sea producidos por empresas “de todos” y lleguen así con garantías a quienes los necesitan y a buenos precios.

De nuevo coincido con la patronal farmacéutica cuando dicen:
"el Estado tiene a su disposición un gran número de herramientas y gran flexibilidad para facilitar su financiación“.
Algunas ya las he explicado y es inaceptable que el Gobierno siga poniendo como excusa que emitir una licencia obligatoria ha de ser cosa de la Unión Europea. Ahora que sabemos quienes son los accionistas del fármaco se nos antoja muy difícil que la UE se ponga de acuerdo para ello por muchas muertes que sigan produciéndose en el colectivo de afectados por la hepatitis.

Aquí hay guerra económica entre los fondos de inversión y las multinacionales que los componen, gobiernos como el de España que hacen de delegados comerciales de los mismos y lobbies como Farmaindustria, que están para vigilar que el negocio no pare. La damnificada, como casi siempre, es la población que pasa de ser sujeto del acto sanitario a “daño colateral” de la codicia de unas minorías enriquecidas y quienes protegen sus intereses.

Fuente Miguel Jara.