Solzhenitsyn

“Los dirigentes bolcheviques que tomaron Rusia no eran rusos, ellos odiaban a los rusos y a los cristianos. Impulsados por el odio étnico torturaron y mataron a millones de rusos, sin pizca de remordimiento… El bolchevismo ha comprometido la mayor masacre humana de todos los tiempos. El hecho de que la mayor parte del mundo ignore o sea indiferente a este enorme crimen es prueba de que el dominio del mundo está en manos de sus autores“. Solzhenitsyn

Izquierda-Derecha

El espectro político Izquierda-Derecha es nuestra creación. En realidad, refleja cuidadosamente nuestra minuciosa polarización artificial de la sociedad, dividida en cuestiones menores que impiden que se perciba nuestro poder - (La Tecnocracia oculta del Poder)

martes, 26 de marzo de 2013

Los múltiples usos del bicarbonato de sodio, incluso para curar enfermedades

Hace un siglo, el bicarbonato comenzó a hacerse popular por sus asombrosos poderes curativos. Sin embargo, con el paso de los años se le fue dejando de lado y con el tiempo casi se olvidó por completo. El humilde bicarbonato de sodio puede hacer maravillas, ya sea en su casa, o, lo que es todavía más importante, en bien de su salud. No solamente es un producto muy efectivo para la limpieza, sino que también se ha demostrado científicamente su enorme valía como remedio médico. A continuación te presentamos algunos beneficios derivados del uso del bicarbonato de sodio:
  • Sales de baño. El bicarbonato contribuya a dar un poquito de burbujas y ayuda a relajar los músculos y neutraliza ácidos en la piel eliminando el olor a sudor.
  • Limpieza de los dientes. Algunas pastas dentales lo contienen. Puede usarse con la pasta normal para blanquear los dientes. Ayuda por su acción abrasiva. Se le puede usar una vez al día unas dos semanas y parar. No hay que hacer este tratamiento frecuentemente porque es abrasivo para los dientes y las encías se ponen sensitivas.
  • Exfoliante de la cara. Mezcla una parte de agua con tres partes de bicarbonato de sodio. Limpia la piel y luego aplícate la mezcla y con movimientos rotativos ponla en toda la cara evitando el área de los ojos. Luego lavar con agua y aplicar el humectante diario.
  • Limpieza del cabello. Añade bicarbonato al champú para sacar residuos acumulados en el cabello. Esto se puede hacer cada dos semanas especialmente si el agua es muy dura o se nada frecuentemente de lo contrario una vez al mes es suficiente. Si tu cabello esta pintado de rubio o claro y nadas, lávalo después de nadar con una mezcla de bicarbonato (1/3 taza) y jugo de limón para evitar el cambio de color. 
  • Control de la caspa: reemplazar el champú con el siguiente procedimiento. Luego de mojar el cabello, aplicar bastante bicarbonato en el cuero cabelludo y frotar con energía. Enjuagar y secar. Al principio el cabello se verá seco pero luego de unas semanas comienza a estar sano y suave.
  • Se puede usar como desodorante natural, el inconveniente es que se nota porque es una pasta blanca. También puedes poner bicarbonato con un poquito de agua en las axilas y restregarlas si están manchadas, hacerlo una vez al día antes del baño, en pocas semanas verás los resultados.
  • Combatir el olor de los pies: como neutraliza el PH de la piel, resulta muy efectivo para este fin. Hacer baños varias veces por día en una palangana con 1 litro de agua y 4 cucharadas de bicarbonato.
  • Puede usarse como antiácido. Remedio para la acidez: para aplacar el ácido clorhídrico que se produce en el estómago hay que verter 1 cucharadita de bicarbonato y mezclarla en 1 vaso de agua. Luego, beberlo al final de la comida. Otra opción es hacer un té con hierbabuena y colocarle el bicarbonato pero no hay que endulzarlo.
  • Si tienes úlceras en la boca puedes ponerte un poquito de bicarbonato y déjalo el mayor tiempo posible luego lávalo. 
  • Ayuda a aliviar la picazón causada por la hidra venenosa o las picadas de insectos. Puedes poner bicarbonato un poquito de agua para hacer una pasta ya sea directamente o ponerla en tela y aplicándola sobre las partes afectadas.
  • Combatir el mal aliento: en 1/2 vaso de agua, mezclar 1 cucharada de bicarbonato y hacer buches varias veces por día. Asimismo, sirve para pulir suavemente la dentadura sin dañar el esmalte. 
  • Posiblemente, la propiedad más importante del bicarbonato se relacione con la prevención del cáncer. Recientes estudios afirman que el sodio que se encuentra en el bicarbonato, alcaliniza el entorno, y en un medio alcalino, es muy difícil que se reproduzcan células cancerosas.
  • Sube, sube, y sube: es conocido entre los reposteros por ayudar a levar y dar más sabor a la masa de tortas, galletas y panes, ya que junto a otros ingredientes reacciona liberando CO2.
  • Remedio para las irritaciones de la boca: ampollas, aftas y dolor de garganta se pueden aliviar mezclando 2 cucharadas en un vaso con agua tibia. Revolver bien y hacer gárgaras hasta terminar con el líquido.
  • Aplacar las quemaduras del sol: en un recipiente con agua helada, colocar 1 cucharada de bicarbonato. Mojar un paño y apoyarlo en la zona afectada hasta que se enfríe la piel.
  • Aumentar el efecto blanqueador en la ropa: añadir media taza de bicarbonato en el jabón de la ropa. Además de quitar las manchas potencia los colores.
  • MatacucarachasAzúcar con bicarbonato de sodio.Necesitará media taza de cada una, mezclarlos en un bol y luego espolvorear alrededor de las áreas que usted ha visto las cucarachas. Las cucarachas comerán este polvo ya que aman el azúcar. Sin embargo, el bicarbonato de sodio, al ser perjudicial para el sistema digestivo de la cucaracha hará que mueran en pocos días.
Más usos del bicarbonato de sodio.

TRATAMIENTO DEL CÁNCER CON BICARBONATO DE SODIO







Dr. Mark Sircus “Gananándole la batalla al Cáncer”

El Dr. Mark Sircus,ya expuso en su libro “Winning the War on Cancer”, los efectos terapéuticos, preventivos y curativos del Bicarbonato de Sodio para curar el Cáncer. El bicarbonato de sodio, es uno de los silenciosos remedios en los que casi nadie había reparado. Día tras día prolonga la salud de aquellos que lo toman, y ralentiza, previene, e incluso reduce tumores y muchos de los efectos colaterales del Cáncer.

El bicarbonato de sodio le da al cuerpo una forma natural de quimioterapia que efectivamente mata las células cancerígenas, sin los demoledores efectos secundarios y costes de los tratamientos de quimioterapia convencionales. 

Según el Dr.Marc Sircus, apenas consumimos Bicarbonato de Sodio en la sociedad moderna, y no somos conscientes de su potencial anticancerígeno. Pero entonces, ¿Por qué no recetan los médicos este potentísimo remedio contra el Cáncer? Es muy, muy barato, tanto que si se generalizase como terapia contra el Cáncer, se arruinarían las grandes firmas farmacéuticas. Así de sencilla y de brutal es la realidad. 

Por su parte el Dr. Tullio Simoncini insiste en ratificar el estudio del Dr.Marc Sircus, y añade, que sin duda tiene evidencias empíricas de curación en el 99% de los casos de Cáncer de Pecho. La razón de la eficacia del Bicarbonato de Sodio, se basa en que los tumores necesitan un entorno ácido para proliferar, y no pueden hacerlo si se consigue un entorno alcalino. 

El Dr.Simoncini es un Oncólogo, y asegura que el Bicarbonato Inyectado, en las zonas donde se desarrolla el tumor, hace remitir éstos, sin los efectos secundarios de la quimioterapia y la radioterapia. De hecho, añade que en todos los casos de éxito de curación del cáncer con quimioterapia y radioterapia, la clave del éxito está en las dósis de Bicarbonato Sódico que se inyectan junto con aquellos procedimientos agresivos, pues los oncólogos saben perfectamente, que la recuperación proviene de la acertada administración de Bicarbonato diluído en las zonas donde se desarrollan los tumores que se irradian o tratan con quimioterapia. 

La cuestión, ha trascendido a los medios de información, ya que muchos de sus colegas oncólogos, también están aplicando este método. En concreto, están decidiendo administrar a sus pacientes bicarbonato de sodio, con un impresionante éxito en el 99 por ciento de los casos de cáncer de seno. Y el cáncer de vejiga se puede curar en tan solo seis días, por completo, sin cirugía, sin quimio ni radioterapia, usando tan sólo un aparato local de infiltración (similar a un catéter) para infundir el bicarbonato de sodio directamente al sitio infectado sea en el seno o en la vejiga. 

La reacción de la comunidad científica no ha tardado en llegar. Para empezar, han incapacitado al Dr. Simoncini para el ejercicio de la medicina, pese a demostrar empíricamente su hallazgo. No en vano, Simoncini asegura que la principal causa de los tumores es un hongo “la Cándida Albicans” , responsable de los procesos de acidificación, en las zonas donde el tumor se desarrolla. Los procesos prolongados de depresión anímica y estados prolongados de estrés, desasosiego, depresión endógena y fatiga crónica, pueden llegar a constituir un caldo de cultivo para el desarrollo de poblaciones de “cándida albicans”, que acidifican la zona. El control de las poblaciones de este hongo es vital, así como los procesos de estimulación de la vitalidad del individuo, en fases prolongadas de depresión. 

Pese a estar incapacitado preventivamente por la justicia para ejercer la medicina, hasta que los tribunales se pronuncien de forma definitiva sobre el destino del Dr. sus pacientes, no dudan en testificar ante el juez, que lo que éste asegura es cierto, y no ocultan su indignación ante la justicia, por tener suspendido preventivamente al Dr. Simoncini. Los intereses de las multinacionales son tan terroríficos, que cada día son más los oncólogos que están apoyando los tratamientos del Dr. Simoncini, e incluso, han elaborado un estudio científico exhaustivo sobre los efectos del Bicarbonato Sódico y el Cáncer

Bicarbonato de Sodio para Curar el Cáncer

La medicina en algunos casos avanza mucho más motivada por los logros económicos que por el bienestar de la humanidad y también, cada vez se descubren más medicamentos, que sanan una enfermedad pero pueden producir otras.

Es indudable que han existido avances importantes, pero aún la medicina alopática que es la convencional en occidente, está en pleno proceso de desarrollo, investigación y experimentación.

Mientras los nuevos medicamentos se vuelvan mucho más seguros, algunos medicamentos antiguos, siguen dando satisfacciones, y uno de los productos que no han perdido vigencia y del que se siguen descubriendo mayores beneficios, es el bicarbonato de sodio.

En la actualidad la dieta mundial viene cambiando a un consumo exagerado de azúcar y carbohidratos, que se convierten en glucosa, principal alimento de las bacterias y hongos que aumentan desmedidamente dentro del cuerpo humano. Estas bacterias y hongos producen desechos y toxinas que con el tiempo se transforman en medios ácidos que llevan a deteriorar los diversos tejidos corporales. El cáncer se desarrolla en un medio ácido.

En muchas personas, para poderse eliminar estas toxinas el hígado las convierte en alcohol, que en exceso, hace que las personas se sientan atontadas o mareadas. Otras manifestaciones del aumento de acidez son los dolores de cabeza, depresión, ansiedad, nerviosismo, problemas hormonales y otros.

Las carnes, quesos, cacahuetes, café, té negro, edulcorantes artificiales, cerveza, licores, son los que producen la mayor cantidad de acidez. Basados en este principio, las últimas noticias en el tratamiento del cáncer han surgido en Italia, por parte del médico oncólogo Dr. Tulio Simoncini, quien ha logrado destruir tumores cancerosos utilizando el bicarbonato de sodio, sí, el simple, inofensivo y barato bicarbonato de sodio, que ha demostrado ser un agente anticáncer extremadamente eficaz.

El bicarbonato de sodio, ha resultado ser un químico al que las células cancerosas no pueden soportar, al invadirlas con una ola de alcalinidad, que permite que reciban mayor cantidad de oxígeno del que pueden tolerar. Como las células cancerosas no pueden sobrevivir en la presencia de altos niveles de oxígeno, el bicarbonato de sodio es para este propósito un asesino instantáneo de los tumores cancerosos.

El bicarbonato de sodio es un químico compuesto con la fórmula NaHCO3, y popularmente se utiliza para aliviar temporalmente la acidez estomacal, corregir la acidosis en los trastornos de los riñones, alcalinizar la orina durante las infecciones de vías urinarias y minimizar la cristalización del ácido úrico durante el tratamiento de la gota. La prescripción médica del bicarbonato de sodio se hace en inyecciones para tratar la acidosis metabólica en algunas intoxicaciones medicamentosas. Pero también el bicarbonato de sodio está disponible en la farmacia para uso doméstico.

El oncólogo italiano Dr. Simoncini dice que la principal razón que lo motivó a utilizar este compuesto para tratar los tumores, es que aunque hay un cúmulo de factores variables en el desarrollo y proliferación de los tumores cancerosos, el cáncer vive y se alimenta de la acidez del cuerpo al igual que las infecciones por hongos.

Terapia Anti-Hongos para el Cáncer
En opinión del Dr. Simoncini, por el momento, no hay nada mejor ni remedio más útil contra los hongos que el bicarbonato de sodio. Los productos anti-fúngicos (anti-hongos) que se venden actualmente, no tienen la capacidad de penetrar hasta un tumor canceroso, pues han sido diseñados para actuar sólo a niveles del estrato epitelial y no afectan otros planos. Hemos visto además, que los tumores tienen la capacidad de cambiar su estructura genética, lo que significa que en una primera fase, se sensibilizan contra los fungicidas y en poco tiempo ya lo han codificado y son capaces de metabolizar la substancia sin sufrir daños, y por el contrario, aprovechan el beneficio de la gran toxicidad que representa el medicamento para el organismo.

Este fenómeno sucede, por ejemplo, en el carcinoma invasivo de próstata. Para esta afección, se prescribe una terapia anti-hongos, que al principio parece ser eficaz a nivel de síntomas, pero a medida que pasa el tiempo, pierde su efectividad.

El bicarbonato de sodio, por su parte, se difunde extremadamente rápido y sin la complejidad estructural que el hongo puede fácilmente codificar, retiene por largo tiempo su capacidad para penetrar la masa del tumor. También, esto es debido a la velocidad a la que los desintegra, lo que hace imposible la adaptación del hongo, que no puede defenderse. La terapia con bicarbonato de sodio debe hacerse a dosis fuertes, continuadamente y sin ciclos de pausa, para lograr un trabajo destructivo que debería ser continuado de principio a fin sin interrupción por lo menos durante 7-8 días durante el primer ciclo, tomando en cuenta que un tumor de 2 a 4 centímetros, comienza a disolverse entre el tercer y cuarto día y colapsa entre el cuarto y el quinto día de tratamiento.

Por lo general, el límite de dosis máximo puede administrarse en una sesión, administrando cerca de 500cc de bicarbonato de sodio en una solución del cinco por ciento, con la posibilidad de aumentar o disminuir la dosis hasta un 20%, en función de la masa o del individuo, o en la presencia de varios tumores donde puede requerirse mayor cantidad de las sales. El Dr. Simoncini, deja claro que las dosis indicadas son inofensivas y que las mismas la ha venido usando sin ningún problema durante más de treinta años en otras enfermedades como:
  • Cetoacidosis diabética 
  • Reanimación cardiorespiratoria 
  • Embarazo 
  • Hemodiálisis 
  • Diálisis peritoneal 
  • Intoxicación farmacológica 
  • Hepatopatía 
  • Cirugía Vascular 
El descubrimiento del Dr. Simoncini de que el bicarbonato de sodio es letal para los hongos, ¿qué tiene que ver con el paciente canceroso? Una célula cancerosa sobrevive a base del metabolismo de los fermentos. Donde hay fermentación hay levadura, esto es, hongos. Recordemos, en cada paciente enfermo de cáncer, reside el microbio del hongo, por tanto, es el hongo el que mantiene vivas las células del cáncer.

Si queremos destruir al hongo o las colonias de hongos en la célula cancerosa, debemos llevar el bicarbonato de sodio hasta la célula cancerosa. ¿cómo puede hacerse?

Puede hacerse quirúrgicamente, creando un mapa arterial para llevar el bicarbonato de sodio directamente al tumor a través de los vasos sanguíneos que lo alimentan. Así, puede insertarse un catéter en la arteria apropiada e inyectar el bicarbonato. Sólo que esta es la manera más difícil.

La manera fácil, es utilizando el principio del caballo de Troya, es decir, llevando el bicarbonato de sodio directamente a las células cancerosas. Los dos métodos pueden llevarse a cabo.

El otro método, es a través de la insulina, la insulina hace que las células cancerosas requieran azúcar, y entonces se administra intravenosamente una solución glucosada mezclada con bicarbonato de sodio. Las células absorben la solución de glucosa con bicarbonato de sodio, lo que destruye al hongo instantáneamente.

En la actualidad, además de la clínica del Dr. Simoncini en Italia, en los Estados Unidos se comienza a practicar esta forma alternativa de tratamiento del cáncer, como lo hace el Centro Camelot para el Cáncer en Oklahoma, donde están obteniendo resultados efectivos y sorprendentes con este tipo de tratamiento.

Forma de tomarlo.
A nivel casero, se puede aprovechar este compuesto como preventivo y curativo, tomando una cucharadita diaria de bicarbonato de sodio por algunas semanas en un vaso de agua, luego descansar y reanudar según como se vaya sintiendo. Es preferible tomarlo 1 hora antes o después de los alimentos. No junto con las comidas.

http://www.camelotcancercare.com/ 


Publicar un comentario